La jueza niega el defecto de forma alegado por Labarta para anular el registro a su domicilio

Vicente Belda junto a Labarta

Labarta es un ode los cinco imputados en el juicio oral. 

MADRID, 11 Mar. (EUROPA PRESS) -

 

La defensa de José Ignacio Labarta, uno de los cinco imputados en el juicio oral de la Operación Puerto, ha intentado alegar un defecto de forma en las actas de registro al domicilio de su defendido para pedir la nulidad, petición a la que se ha negado la jueza, Julia Patricia Santamaría, por entender que no generaba "indefensión a ninguna de las partes".

 

El abogado Julián Pérez-Templado se refirió a las actas de entrada y registro en el domicilio de Labarta cuando estalló la Operación Puerto en mayo de 2006. En la causa figuraban las copias y no los originales de la actuación de la Guardia Civil, originales que fueron aportados el pasado viernes. El error fue del secretario judicial en Zaragoza -donde vive Labarta-, tal y como confirmó la jueza.

 

"Estas diligencias no son recurribles porque estamos plenamente en el juicio oral. No es achacable a la parte dado el volumen de la causa. No procede", aclaró Santamaría ante la petición de la defensa de Labarta, a la que se adhirieron los abogados de los otro cuatro imputados, Eufemiano y Yolanda Fuentes, Manolo Saiz y Vicente Belda.

 

La representante del Ministerio Fiscal, Rosario Calero, reclamó que "ha habido tiempo de sombra para haber impugnado" dichos documentos y calificó de "extemporánea y sorprendente" la solicitud de la defensa. En su intervención final para zanjar el asunto, la jueza se reafirmó en su decisión: "No es un nuevo documento". "Se han dado por válidas las copias que existían, así que no se produce ninguna indefensión a las partes", añadió.