La judía de El Barco fue la estrella en el show cooking organizado por el Ayuntamiento

El Cine Teatro Lagasca del Barco de Ávila ha acogido este lunes, dentro de las actividades del 25 aniversario de la IGP Judías de El Barco, un show cooking organizado por el Ayuntamiento en el que participaron jóvenes, pero ya consagrados cocineros, que están trabajando en toda la geografía española divulgando las bondades de la Judía de El Barco.

En el show cooking participaron por orden de aparición y elaboraron:

  • Julián Jiménez Jiménez, de Hotel Rural “La Galamperna” La Nava de El Barco, con un plato de Gazpachuelo de arrocinas.
  • César Hinojal Martín, de “La Mira de Gredos” Hoyos del Espino. Plato: Judías blancas de riñón en escabeche de foie y sardinas.
  • Pablo Javier Rodrígez Gozalo, Restaurante “ Bambarol” Barcelona. Plato: Turrón de judías Redonda y gambas.
  • Noam González Herrera, miembro del équipo gastronómico de Alberto Chicote. Plato: judías de El Barco de Ávila en caldo fino con microverduras escabechadas.
  • Adolfo José Santos García, restaurante “Lakasa” Madrid. Plato: Blanca riñón en verde, callos de bacalao y papada ahumada.
  • Luis García Moreno, bar “El Gallo” en La Alisada de Tormes. Plato: Dulce de judías de El Barco, chocolate blanco, vainilla, tomate y vainas.

 

También intervinieron para maridar José Manuel Mena Mañoso, gerente de una Vinoteca 22, elegida una de las 6 mejores tiendas gourmet españolas acompañado de Ignacio Gómez Clavero, sumiller de Castilla y León.

 

Colaboraron en el acto Electrodomésticos Millar, que cedió la placa en la que se cocinó y que luego se subastó y que además repartió unas tarjetas que tiene un 10% de descuento en pequeños electrodomésticos. Mármoles Cividanes, empresa barcense, cedió la encimera.

 

Se pretendió cocinar con Judías de El Barco de Ávila con recetas imaginativas, novedosas y con técnicas actuales, pero a la vez inspiradas en la cocina tradicional.

 

Al final del show cooking se obsequió al público, que llenó el Cine Teatro por completo, con una degustación del último de los platos, un dulce elaborado con el ingrediente estrella, las judías.

 

Además se sortearon una cesta que aportó el Ayuntamiento con judías, una cesta de vinos aportada por Vinoteca 22 con vinos del maridaje que se usaron a lo largo del evento y una caja de sidra de El Pomar de Gredos, esta última a favor de una buena causa, Asier, un niño con una grave enfermedad que precisa ayuda.