La Guardia Civil alerta de falsos revisores del gas al detectar nuevas estafas en Ávila

Operario del gas

Se personan en los domicilios de personas mayores, más susceptibles de ser engañadas, vestidos con los uniformes de una empresa suministradora de gas.

La Guardia Civil de Ávila ha advertido en un comuniado que ha detectado en Ávila y provincia casos de estafa cometidos por una trama organizada que se hace pasar por revisores de gas pertenecientes a una empresa de servicios de butano.

 

La Benemérita practica las gestiones oportunas para la investigación de estos supuestos estafadores, los cuales son personas con numerosos antecedentes relacionados con estas actividades ilícitas. Según han informado, emplean el siguiente modus operandi a la hora de intentar estafar a sus víctimas:

 

Se personan en los domicilios de personas mayores, más susceptibles de ser engañadas, vestidos con los uniformes de la empresa Repsol y llevando consigo su material de trabajo, sin previo aviso.

 

Se identifican como empleados de una empresa de gas butano e informan a sus clientes de la necesidad de revisar las instalaciones de gas, así como tener la obligatoriedad de cambiar la manguera y la alcachofa a la que va enganchada la bombona de butano ya que si no realizan este cambio la empresa Repsol procederá al corte de gas.

 

Bajo esta amenaza, las victimas permiten que estas personas accedan al interior de su domicilio a realizar los servicios de los cuales han sido informados a la llegada de estos impostores.

 

Los supuestos estafadores, dependiendo de cómo vean de susceptibles de engaño a sus clientes, proceden o no a realizar dichos trabajos. Si observan que la persona a la que pretenden engañar no es fácil de hacerlo, simulan que le han realizado la revisión del gas.

 

Una vez finalizado el trabajo, exigen el pago del mismo en efectivo, extendiéndoles para ello una factura así como una copia del presupuesto, de la que debían de haber informado al principio, y les obligan a firmar los documentos.

 

Por todo lo descrito, la Guardia Civil informa que o bien Repsol o bien la empresa que tengan contratada para realizar esta clase de servicios, antes de personarse en domicilios o empresas para realizar cualquier trabajo de inspección, revisión o cambio de instalación, avisan con suficiente antelación mediante correo ordinario. Incluso los supuestos estafadores no hacen revisiones sino que son contratos de mantenimiento.

 

Este Cuerpo sugiere esperar a que se reciba la Notificación Oficial de la Compañía que tengan contratada, y si fuera necesaria por ley la revisión, valorar la posibilidad de poder contratar nosotros mismos a un instalador, que puede ser particular o de la propia empresa, pero siempre a requerimiento del particular.

 

La Guardia Civil recomienda que ante la duda o sospecha de que se trate de un caso de una posible estafa, no dejar a nadie acceder al interior de su domicilio sin haber recibido previo aviso, no firmar ningún documento, factura o presupuesto, nunca abonar dinero en metálico y hacer caso omiso cuando les amenacen verbalmente del supuesto corte de gas; hay que tener en cuenta que para realizar dicho corte hay un procedimiento a seguir.

 

En caso de haber sido estafado o hayan intentado estafarles deberán ponerlo en conocimiento de la Guardia Civil a través del teléfono 062 e interponer la correspondiente denuncia en el cuartel más cercano.

Noticias relacionadas