La Fundación Siglo para el Turismo y las Artes de Castilla y León presenta un plan de reestructuración

Esta decisión se fundamenta en el compromiso de reestructuración del sector público con la reducción del número de empresas y fundaciones públicas y medidas de austeridad, la disminución de las aportaciones procedentes de la Comunidad a la Fundación Siglo en un 55,89 % entre 2009 y 2013 –cerca de 36 millones de euros-, la necesaria adaptación a una nueva estructura más simplificada y la supresión de estructuras duplicadas

La grave crisis económica que afecta especialmente a España, caracterizada por un descenso generalizado de la actividad económica y consiguiente disminución de los ingresos públicos, ha limitado la capacidad de endeudamiento de las administraciones públicas y exigido la implantación de medidas urgentes tendentes a reducir el déficit para garantizar la estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera exigida por la Unión Europea a España en cumplimiento del Pacto de Estabilidad y Crecimiento suscrito entre todos los Estados Miembros y en aplicación del Procedimiento de Déficit Excesivo.

 

Los requerimientos efectuados a España por la Unión Europea en esta materia han exigido la adopción de medidas como la aprobación por el Consejo del Ministros a principios del año 2010 del Plan de Estabilidad y Crecimiento 2010-2013 o el posterior Acuerdo Marco con las Comunidades Autónomas sobre Sostenibilidad de las Finanzas Públicas 2010-2013 aprobado por el Consejo de Política Fiscal y Financiera.

 

Finalmente, se ha aprobado la Ley Orgánica 2/2012, de 27 de abril, de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera que impone a las Comunidades Autónomas la obligación de ajustarse a los objetivos de estabilidad presupuestaria y control del déficit público fijados por el Gobierno en cumplimiento de los compromisos asumidos con la Unión Europea.

 

Por todo ello, la Junta de Castilla y León ha adaptado distintos Acuerdos sobre racionalización del gasto corriente, restructuración del sector público y medidas de austeridad en el ámbito de la Comunidad de Castilla y de León y en cumplimiento de los mismos la Consejería de Cultura y Turismo ha procedido a unificar en una única Entidad las dos Entidades instrumentales que existían con anterioridad, Fundación Siglo y Sotur, de manera que a partir del 14 septiembre han quedado fusionadas en una única Entidad: la Fundación Siglo para el Turismo y las Artes de Castilla y León.


 

Dicha medida se engloba y viene a dar cumplimiento al compromiso asumido en el debate de investidura del Presidente de la Comunidad de Castilla y León, ratificado en el debate sobre política general de 17 de julio de 2012, de poner en marcha un Plan de reducción del número de empresas y fundaciones públicas, que conformaban un ya reducido sector público de Castilla y León.

 

Estas actuaciones también encuentran respaldo en el Acuerdo básico que suscribieron el 10 de octubre la Junta de Castilla y León y el Partido Socialista de Castilla y León en relación, entre otras cuestiones, a la reordenación del sector público empresarial y fundacional de la Comunidad.

 

Como continuación de este proceso, el Patronato de la Fundación Siglo, en su reunión de 27 de noviembre, procedió a dotarse de una nueva estructura mucho más simplificada de la que provenía de las dos anteriores entidades. Se han suprimido 20 jefaturas orgánicas (Divisiones, Departamentos, Unidades y Áreas) con un importante ahorro estructural. Los responsables de los puestos de carácter directivo han quedado muy limitados, pasando de 12 a 5. Independientemente de estos puestos están los cuatro directores de los Museos Regionales.

 

Existirá una Dirección General y una Subdirección de Control junto con tres unidades organizativas: una Secretaría Técnica, de carácter transversal que prestará apoyo general a toda la Fundación en todas aquellas materias administrativas y de carácter horizontal; y dos Divisiones, una de Desarrollo de Equipamientos Culturales y Turísticos que se ocupará de la coordinación de todas las infraestructuras mencionadas, asumiendo además, la gerencia del Centro Cultural Miguel Delibes, y otra División de Programación y Marketing que se ocupará de las actividades de partenariado público-privado, promoción y comercialización.

 

Además de dicha reestructuración organizativa se procedió a la denuncia de todos los Convenios Colectivos vigentes en la actualidad, tanto el de Sotur S.A. como el propio de la Fundación Siglo y el del personal laboral de la Casona. Al objeto de que se pueda disponer de un nuevo Convenio Colectivo único para toda la entidad y seguir avanzando en las medidas de racionalización del gasto público, austeridad y homogenización de las condiciones laborales, que son imprescindibles.

 

Ahora se pone en marcha la siguiente fase en el proceso de racionalización del sector público, impuesta por la significativa reducción de los ingresos de ambas entidades en los últimos ejercicios, la necesaria adaptación a la nueva estructura y la consiguiente reorganización de personal.

 

A pesar de las medidas previas de ajuste, tanto del gasto corriente como de la actividad, llevadas a cabo en los últimos años la disminución de las aportaciones procedentes de la Comunidad a la Fundación Siglo en un 55,89% entre 2009 y 2013 -cerca de 36 millones de euros- hace inevitable la necesidad de llevar a cabo un proceso de restructuración de la plantilla que afecta a 73 trabajadores y supone el cierre de uno de sus centros, La Casona del Pinar. Todo ello a fin de garantizar la viabilidad del cumplimiento de los fines y actividades principales que tiene encomendados la entidad.

 

Los centros de trabajo a que pertenecen los referidos trabajadores son 26 de servicios centrales y otros servicios dependientes de la Fundación y 47 del centro de trabajo de La Casona del Pinar.

 

La fusión de Sotur y Siglo ha dado lugar a la existencia de determinadas estructuras duplicadas que es necesario corregir, en un esfuerzo de racionalización de los medios humanos y materiales que permita una mayor eficiencia y economía en el gasto público, aprovechando precisamente las sinergias que se producen con la fusión.

 

En esta desfavorable situación, el cierre afecta a un centro de trabajo, La Casona del Pinar, cuyos resultados económicos negativos, junto a la naturaleza de la actividad que desarrolla, más característica del sector privado que es capaz de satisfacer la demanda existente, justifica la decisión, destinando los limitados recursos totales a las actividades prioritarias para la consecución de los fines de la Fundación.

 

Por todo lo expuesto, se ha comunicado hoy la apertura del periodo de consultas con los representantes de los trabajadores con objeto de poner de manifiesto las razones que fundamentan esta decisión y, en su caso, poder alcanzar un acuerdo que pueda ser asumido por ambas partes. La presentación del expediente de despido colectivo se fundamenta en causas económicas, organizativas y productivas, sin perjuicio de posibles medidas adicionales que deriven del proceso de negociación de los convenios colectivos puesto en marcha.

 

Conscientes de la difícil decisión que se adopta, se presenta a los representantes de los trabajadores un plan de recolocación externa que contempla medidas de intermediación, orientación, formación y atención personalizada a los trabajadores afectados, con una duración superior a la exigida, al objeto de minimizar el impacto social sobre los trabajadores afectados y facilitar su reincorporación al mercado de trabajo. Asimismo, se han mantenido diversas reuniones con los miembros del Comité de Empresa de La Casona del Pinar, sobre la posibilidad de explotar las instalaciones como unidad de negocio de forma directa por persona jurídica constituida mayoritariamente por los trabajadores, en lo que se continuará avanzando en el proceso de negociación.