La facultad de Educación de la UPSA recibe a 600 alumnos en sus clases 'semi presenciales'

Los alumnos, que acuden una vez al mes durante todo el curso, provienen de todas las provincias españolas y se trasladan a Salamanca para recibir sesiones presenciales que les ayudan a conducir el trabajo que desarrollan hasta el próximo encuentro.

Un total de 600 alumnos han comenzado este 26 de septiembre sus clases en la Facultad de Educación –modalidad semipresencial- de la Universidad Pontificia de Salamanca. Las sesiones inaugurales se han celebrado en el salón de actos del edificio Luis Vives y en el auditorio de la Facultad de Comunicación.

 

La UPSA mantiene este sistema de estudios para las titulaciones de Magisterio (Grados en Educación Infantil y Educación Primaria) desde hace más de 10 años y, recientemente, la ha incluido para los Grados en CAFyD, Pedagogía y Educación Social.

 

Los alumnos, que acuden una vez al mes durante todo el curso, provienen de todas las provincias españolas y se trasladan a Salamanca para recibir sesiones presenciales que les ayudan a conducir el trabajo que desarrollan hasta el próximo encuentro.

 

La Facultad cuenta con más de 80 profesores dedicados a esta disciplina, junto con la clásica modalidad presencial, de la que ya se han beneficiado en Salamanca más de 10.000 maestros y profesionales del ámbito educativo y del deporte que han pasado por sus aulas en la última década.

 

La metodología semipresencial se apoya en plataforma Moodle y en un cuidado software tipo 'Aula Virtual' a través del cual el profesor mantiene diferentes sesiones síncronas a la semana por materia y grupo. Los alumnos pueden recibir la mayor parte de las clases desde sus casas sin tener que desplazarse y con la comodidad de seguir las explicaciones desde sus propios equipos informáticos.
 

Cada uno de los cinco grados de la Facultad se desarrolla en cuatro cursos lectivos, pero al estar destinados a alumnos con una o varias titulaciones previas, pueden llegar a realizarse incluso en un único año académico tras pasar por el sistema de reconocimientos que la UPSA tiene articulado.

 

De este modo, un maestro diplomado con cualquier especialidad puede obtener el Grado en otra mención diferente en un año, realizando entre 60 y 84 ECTS. También ha aumentado exponencialmente el número de alumnos procedentes de titulaciones no afines al ámbito educativo que suelen realizar, en tres cursos académicos, los diferentes grados sobre todo, tras la creciente demanda de profesionales que para el contexto del magisterio la sociedad sigue demandando.

 

Aunque el número de plazas está agotado para algunas menciones, todavía se puede reservar plaza y solicitar información en la propia web de la UPSA www.upsa.es.