La España de Mondelo: sexta victoria, invicta y a cuartos

Ndour durante la disputa del Eurobasket en un partido ante Serbia

Alba Torrens fue una vez más decisiva ésta última en la victoria de la selección española, terminando el encuentro como máxima anotadora con 25 tantos. Astou Ndour y Laura Nicholls la secundaron.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

RESULTADO: SERBIA, 80 - ESPAÑA, 91 (40-46, al descanso).

 

SERBIA: Milka Dabovic (7), Butulija (4), Ana Dabovic (10), Milovanovic (13) e Ajdukovic (4) --cinco inicial--; Radojac (9), Jovanovic (12), Cado (-), Petrovic (17), Topuzovic (-), Krnjic (-) y Page (4).

 

ESPAÑA: Palau (5), Xargay (9), Torrens (25), Nicholls (20) y Ndour (15) --cinco inicial--; Romero (-), Domínguez (2), Cruz (15), Martínez (-), Gil (-), Pascua (-) y Herrera (-).

 

PARCIALES: 27-24, 13-22, 22-15 y 18-30.

 

ÁRBITROS: Karen Lasuik (CAN), Manuel Mazzoni (ITA) y Andrei Sharapa (BLR). Sin eliminados.

 

PABELLÓN: Györ Arena.

La selección española de baloncesto femenino selló el pase a los cuartos de final del Eurobasket 2015, que se disputa en Hungría y Rumanía, tras vencer a Serbia (80-91) en el segundo partido del Grupo F en la segunda fase, y después de que Rusia venciera a Eslovaquia (75-61), lo que clasificaba ya a las chicas de Lucas Mondelo incluso antes de jugar.

  

Tras esta victoria, España se mantiene invicta después de seis partidos y están ya en cuartos de final a falta del encuentro que les enfrentará a Rusia el próximo lunes 22, en el que se disputarán con las rusas ser primeras de grupo. En los otros dos partidos del Grupo F este sábado, Rusia venció (75-61) a Eslovaquia y Lituania superó (83-64) a Croacia, ya sin opciones de clasificación.

  

Las pupilas de Lucas Mondelo, vigentes campeonas de Europa, saltaron a la pista con la clara intención de seguir siendo la única selección imbatida en este Europeo, pero las serbias no lo pusieron nada fácil. España comenzó adelantándose en el marcador, siendo Astou Ndour la primera en animarse de cara al aro rival, sumando los primeros cuatro puntos de las españolas.

  

Sin embargo, la selección española, a pesar de ser el segundo mejor equipo en defensa, sufrió la inspiración del rival, encajando 27 tantos por los 24 que anotaron las de Mondelo. Serbia, que llegaba al encuentro después de ganar todos sus partidos excepto el de Rusia, fue, sin duda, el rival más duro al que se habían enfrentado hasta ahora las chicas de Mondelo.

  

Las de Marina Maljkovic, lideradas por Petrovic y Jovanovic, con 17 y 12 tantos anotados en el partido, consiguieron meter el miedo en el cuerpo a las españolas. Sin embargo, una clara mejora defensiva durante el segundo cuarto, que obligó a las serbias a hacer malos lanzamientos, y los aciertos en los tiros libres de las españolas, permitieron que España se fuera al descanso con una ventaja de seis (40-46).

  

Aún así, el tercer cuarto se lo llevaron las serbias, con 22 puntos anotados, mientras que las españolas cosecharon un tercer parcial algo pobre, con sólo 15 tantos, muy lejos de la habitual renta anotadora de la selección española. Las de Marina Maljkovic se marcharon al último cuarto por delante de las españolas (62-61), después de que Dajana Butulija convirtiera una falta algo rigurosa pitada sobre la bocina del tercer tiempo.

  

Las pupilas de Mondelo se pusieron las pilas y firmaron un último cuarto espectacular (18-30), con dos triples anotados por Marta Xargay y Alba Torrens, una vez más, decisiva ésta última en la victoria de la selección española, terminando el encuentro como máxima anotadora con 25 tantos. Muy buen partido también de Astou Ndour y Laura Nicholls, que terminaron el encuentro con 15 y 20 puntos, respectivamente.