La Diputación de Ávila pide a la Junta mayor implicación en la sanidad animal

A instancias del Grupo Popular, instan al Gobierno Regional a intensificar los controles preventivos, agilizar los pagos y ofrecer ayudas específicas.

El pleno de la Diputación Provincial de Ávila correspondiente al mes de septiembre ha instado este lunes a la Junta de Castilla y León, a instancias del Grupo Popular, a intensificar los controles preventivos incluidos en el Plan de Vigilancia Epidemiológica de la Fauna Silvestre de la Comunidad y el control de esta fauna como posible portadora de enfermedades, así como a agilizar la compensación de daños a los ganaderos.

 

Tras el incremento de los problemas de sanidad animal en nuestra provincia en los últimos meses, desde el Gobierno Provincial han pedido también a la Junta que se estudie la posibilidad de ofrecer ayudas específicas para cometer la mejora de infraestructuras ganaderas como la construcción de cercados, mangas de manejo o lazaretos en las superficies pastables de aprovechamiento común.

 

De igual manera, la Diputación ha asumido el compromiso de estudiar la creación de un fondo específico para inversión en infraestructuras ganaderas en aquellos municipios que presenten problemas de sanidad animal en cabañas ganaderas que puedan considerarse endémicos o generalizados y que impliquen perjuicios para sus titulares.

 

La moción presentada por el Grupo Popular ha salido adelante con el apoyo de todos los grupos políticos excepto Izquierda Unida y Trato Ciudadano, que se han abstenido.

 

El portavoz de Trato Ciudadano, Rubén Arroyo, pedía que antes de establecer actuaciones se determinase la vinculación de las enfermedades a la fauna silvestre y se evaluasen los controles que efectúa la Junta de Castilla y León, además de recordar que la inversión en infraestructuras ganaderas no es competencia de la Diputación, principal argumento también par la abstención de Santiago Jiménez, portavoz de Izquierda Unida.

 

La sesión plenaria ha rechazado además, con los votos en contra del Grupo Popular y la abstención de Trato Ciudadano, otra moción del Partido Socialista en similares términos que pedía además la creación de una mesa con representación de las Organizaciones Profesionales Agrarias, frente a la que el portavoz Popular, Juan Pablo Martín, alegaba que ya existía un organismo con esas características en el Gobierno Regional.