La DGT pone en marcha un dispositivo especial de control de camiones y furgonetas

Es la primera de las once campañas especiales programadas por la DGT para 2014, y se desarrollará entre el 10 y el 16 de febrero.

Dentro de las campañas especiales programadas para este año, la Dirección General de Tráfico (DGT), del Ministerio del Interior, pone en marcha la primera, de vigilancia y control de camiones y furgonetas, que se desarrollará desde el lunes 10  hasta el domingo 16 de febrero.

 

Campaña de control de camiones y furgonetas

En la campaña  de control de camiones y furgonetas, que se realiza del 10 al 16 de este mes de febrero, tanto los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, como los agentes de las Policías Locales de los Ayuntamientos adscritos a la campaña aumentarán los controles sobre camiones y furgonetas, con el objetivo de realizar más de 4.000 controles. El parque de camiones en Castilla y León supone el 15,36 % del total del parque de vehículos (datos actualizados a 29 de enero de 2014).

 

La provincia en la que se produjo un mayor porcentaje de denuncias fue Valladolid con un 31,31% del total de los vehículos controlados, mientras que la provincia que menor porcentaje de denuncias presentó fue Burgos con un 15,58% del total de los vehículos controlados.

 

ACCIDENTALIDAD

En 2013, últimos datos consolidados disponibles, se produjeron 446 accidentes con víctimas, con implicación de al menos un camión o furgoneta (un descenso de alrededor del 12% respecto al año anterior). En dichos accidentes fallecieron 27 personas (un descenso de alrededor del 27% respecto al año anterior), de las cuales, 8 eran ocupantes de camión, 8 de furgoneta y 11 fueron personas que viajaban en otros vehículos o peatones.

 

Analizando los accidentes con víctimas, el tipo de accidente más frecuente durante el 2013 en camiones y furgonetas ha sido la colisión con un 56,95 % del total, seguida de la salida de vía con un 34,75 %. Estudiando el factor concurrente, aparece la distracción con un 48,21 % del total, seguida de la infracción de las normas de circulación con un 22,42 %.

 

Los agentes realizarán inspecciones sobre los vehículos y los conductores. El objetivo de la campaña se basa en controlar a los vehículos de transporte de mercancías en los siguientes aspectos: velocidad, alcohol y drogas, uso del cinturón de seguridad, horas de conducción y descanso, tacógrafo, exceso de peso, seguridad de la carga transportada, documentación del vehículo y conductor y defectos técnicos del vehículo.

 

La conducción de una furgoneta no es igual que la de un turismo; el comportamiento dinámico es diferente, sobre todo si va cargada. La sujeción de la carga es vital, cualquier desplazamiento de la misma incide sobre la estabilidad del vehículo por desplazamiento del centro de gravedad. Entre este tipo de vehículos, es más alta la incidencia de salidas de la vía y vuelcos que puede explicarse por la excesiva o mala colocación de la carga.

 

El riesgo en la conducción de camiones y furgonetas es mayor que en turismos, debido a la carga que transportan y a un menor equipamiento de seguridad activa y pasiva. Además, la sensación de seguridad por el mayor tamaño del vehículo, la menor velocidad y la elevación de la cabina hace que el número de distracciones sea mayor y el uso de cinturón de seguridad menor.

 

En el año 2007 CIDAUT realizó un estudio sobre accidentalidad de camiones de más de 3,5 toneladas que consistió en la Investigación y análisis de una muestra representativa de 50 accidentes con víctimas en los cuales ha estado implicado, al menos, un Camión de MMA superior a 3,5 toneladas ocurridos entre los años 2003 y 2006 ( junio 2003-julio de 2006). De este estudio se concluyó que la distracción estuvo presente en el 44% de los accidentes (45% de ellas provinieron del conductor del camión).