La crisis sigue condicionando el gasto de los españoles en vacaciones

El presupuesto destinado a esta actividad se ha reducido en el 67 por ciento de los casos.

Los españoles siguen ajustando el presupuesto destinado para sus vacaciones debido a la crisis económica. Esta es la principal conclusión que se desprende de la segunda edición de la encuesta realizada por el portal inmobiliario Fotocasa, “Hábitos vacacionales de los españoles en 2014”, en la que la mayoría de los encuestados asegura haber cambiado sus hábitos vacacionales debido a la actual situación económica. Así, el 50% declara que intenta gastar menos que en años anteriores y un 17% ha reducido el tiempo vacacional como medida para hacer frente a la crisis. En el otro extremo, un 33% afirma que la crisis no ha cambiado sus hábitos vacacionales y continúa gastando lo mismo.

 

En cuanto al presupuesto que se destina para pagar un alojamiento durante el verano, un 37% asegura que se gasta entre 300 y 600 euros por semana (unos 2.000 euros al mes) y un 36% pagaría un poco menos, entre 100 y 300 euros por semana (unos 1.000 euros al mes). De esta manera, la mayoría de los españoles destina a las vacaciones un presupuesto que ronda entre los 1.000 y los 2.000 euros al mes.

 

La segunda edición de esta encuesta refleja que la crisis económica sigue condicionando las vacaciones de los españoles y obliga a recortar el presupuesto o a reducir los días de descanso. Además, se aprecia que, aunque quedarse en un hotel o alquilar un apartamento son las opciones preferidas, cada vez gana más terreno pasar las vacaciones en casa de un amigo o familiar.

 

Este verano, en España

En cuanto a los destinos, de la encuesta se desprende que los españoles siguen apostando por quedarse en España y pasar las vacaciones en la playa. La mayoría de los encuestados (79%) prefiere veranear en España antes que viajar al extranjero (21%). Además, un 61% pasa sus vacaciones en la playa, seguido de un 21% que opta por visitar una ciudad, un 12% que prefiere un destino de montaña y un 6% que se va al pueblo. 

 

Para el 21% de los encuestados que prefiere pasar sus vacaciones en el extranjero, el destino internacional más demandado es Italia (12%), seguido de Francia (11%), el Reino Unido (6%), Portugal (5,8%), los Estados Unidos (5,4%), Grecia (4,3%) y Alemania (3,9%).

 

A la hora de escoger destino vacacional en España, el 83% veranea en una provincia diferente a su lugar de residencia mientras que el 17% restante se queda en su propia provincia, especialmente los que residen en las Islas Baleares y en Canarias.

 

Importa más la ubicación que el precio

Cuando se trata de escoger una vivienda vacacional, se prioriza su ubicación (69%) por encima del precio (20%). Para un 11% de los encuestados, por el contrario, lo importante es que la vivienda cuente con buenos interiores. En cuanto a los extras, un 36% valora que el apartamento o casa donde va a pasar las vacaciones tenga piscina, seguido de un 30% que desearía que tuviese terraza y un 21% que considera imprescindible que tenga jardín.

 

El alojamiento preferido para pasar las vacaciones es un hotel, seguido de un apartamento de alquiler. De hecho, un 33% se hospeda en un hotel, mientras que un 27% alquila una vivienda vacacional. En tercera y cuarta posición están las viviendas de un familiar o amigo (18%) y las segundas residencias (15%). Un 6% prefiere irse de vacaciones a un camping, un albergue o una auto caravana.

 

De los encuestados que se alojan en una casa o apartamento de alquiler, el 45% lo alquila durante dos semanas y un 42% lo hace durante una semana. Un 10% asegura que alquila una vivienda durante un mes y tan solo un 1,5% lo hace durante dos meses.

 

Además, según este estudio, no gusta viajar solos. Así, la gran mayoría de los encuestados pasa sus vacaciones en compañía: un 43% viaja con su pareja e hijos, seguido de un 37% que lo hace en pareja, un 16% que veranea con otros miembros de la familia y otro 16% que opta por disfrutar de sus días libres con amigos. Sólo un 4% veranea solo y un 2% escoge otras opciones como los grupos organizados.

 

De la encuesta también se desprende que los españoles somos poco previsores en cuanto a la organización de las vacaciones se refiere. En concreto, un 54% espera hasta el último mes o mes y medio para organizar las vacaciones y un 44% lo hace con una antelación de entre 3 y 6 meses. Solo un 2% organiza sus vacaciones un año antes.