La Comunidad dispondrĂĄ de un techo de gasto no financiero inicial para 2013 de 8.726,7 millones

Para el aĂąo 2013 "se puede modificar" y se puede ver "sobrepasado" por "algunas circunstancias"

El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y LeĂłn ha aprobado este jueves el techo de gasto no financiero inicial para el ejercicio 2013 por un total de 8.726,7 millones de euros, lo que representa una caĂ­da del 4,2 por ciento respecto al techo de gasto no financiero de 2012.

Este techo de gasto no financiero para el aĂąo 2013 "se puede modificar", ya que, como ha explicado la consejera de Hacienda, Pilar del Olmo, se puede ver "sobrepasado" por "algunas circunstancias", entre las que ha citado las trasferencias finalistas del Estado, a la espera de que el Gobierno de la naciĂłn presente la prĂłxima semana su proyecto de presupuestos, o la modificaciĂłn en las leyes tributarias.

AsĂ­ lo ha anunciado Del Olmo en su comparecencia en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno en la que ha aclarado que este techo de gasto no financiero la Junta pretende reforzar el principio de estabilidad al que estĂĄ obligado por la ConstituciĂłn EspaĂąola, por la UE y por la propia ley estatal "ademĂĄs de conseguir la sostenibilidad de las cuentas pĂşblicas".

SegĂşn ha precisado la consejera este techo de gasto no financiero para 2013 se calcula de la suma de los ingresos no financieros para el prĂłximo aĂąo (8.339,5 millones de euros) y de la capacidad de deuda prevista para el siguiente ejercicio, 0,7 por ciento del PIB, es decir, 407,2 millones de euros, cantidad a la que hay que descontar 20 millones de euros por ajustes de contabilidad.

Del Olmo ha evitado referirse a la posibilidad de que la Junta introduzca nuevas figuras impositivas el prĂłximo aĂąo y ha abogado por esperar a la Ley de Medidas que acompaĂąarĂĄ al presupuesto y que se presentarĂĄ en los prĂłximos 15 dĂ­as, ya que, como ha asegurado, el proyecto de ley de presupuestos se presentarĂĄ dentro del plazo establecido por el Estatuto de AutonomĂ­a, es decir, hasta el 15 de octubre.

AsĂ­, tras garantizar una disminuciĂłn en el Presupuesto General de la Comunidad para 2013, la consejera ha aclarado que la Junta estudia "todas las medidas tributarias", aunque, por el momento, no se han tomado decisiones.

En este punto y sobre los ingresos autonĂłmicos la consejera se ha referido al 'cĂŠntimo sanitario' implantado en 2012 y que, segĂşn sus cĂĄlculos, ha reportado a las arcas de la Comunidad en torno a siete millones de euros mensuales.

Otra de las cuestiones a la que estĂĄ sujeto este techo de gasto son las transferencias finalistas del Estado que se desconocen por el momento, aunque, como ha aclarado la consejera, para elaborar esta norma la Junta ha trabajado con la previsiĂłn "mĂĄs pesimista" posible tras conocer que el Gobierno reducirĂĄ de forma notable las cuantĂ­as destinadas a sus ministerios.

"Actualmente existen muchas incertidumbres", ha manifestado la consejera de Hacienda de la Junta de Castilla y LeĂłn, a pesar de lo que ha defendido la importancia de elaborar una Ley que regule el techo de gasto porque supone una "autodisciplina" para las autonomĂ­as. "Existe el compromiso de que no nos vamos a gastar mĂĄs", ha explicado, al tiempo que ha insistido en que si la cuantĂ­a de la que se dispone tras las modificaciones posibles es mayor "se destinarĂĄ a un fondo de reserva para amortizar deuda".

TECHO DE GASTO

Como ha explicado Del Olmo, quien ha avanzado que solicitarĂĄ a las Cortes la convocatoria de un Pleno Extraordinario la prĂłxima semana para explicar esta normativa, la Ley de Techo de Gasto es de aplicaciĂłn a todos los entes del sector pĂşblico autonĂłmico. A partir de su entrada en vigor, por tanto, deberĂĄn presentar y liquidar sus cuentas en equilibrio o superĂĄvit, y si excepcionalmente incurren en dĂŠficit estarĂĄn obligados a elaborar un Plan EconĂłmico Financiero de Reequilibrio que detalle las medidas que aplicarĂĄn para corregir la situaciĂłn. En coherencia con esto, serĂĄn corresponsables de las consecuencias derivadas de un eventual incumplimiento del objetivo de estabilidad presupuestaria.

Para evitar desviaciones y como ya ha ocurrido con los Presupuestos de la Comunidad para 2012, la ConsejerĂ­a de Hacienda estĂĄ elaborando el proyecto para 2013 de acuerdo con los criterios del Sistema Europeo de Cuentas (SEC), lo que se refleja en intentar anticipar los ajustes de la Contabilidad Nacional.

En la misma lĂ­nea, esto obliga a examinar "minuciosamente" la situaciĂłn financiera de los entes que se nutren de las arcas autonĂłmicas, como universidades y algunas empresas pĂşblicas, puesto que su dĂŠficit computa a estos efectos como dĂŠficit de la comunidad.