La Cátedra Domingo de Soto recupera su programación tras de 12 años de inactividad

Las actividades comenzarán el próximo 21 de noviembre con la ponencia ‘Libertad, derechos humanos y libertad religiosa’, a cargo de Olegario González de Cardedal.

La Cátedra Extraordinaria Domingo de Soto de la Universidad de Salamanca recupera su programación después de doce años de inactividad con un programa de conferencias y mesas redondas que se desarrollarán a lo largo del curso 2013-1014.

 

Las actividades comenzarán el próximo 21 de noviembre con la ponencia “Libertad, derechos humanos y libertad religiosa”, a cargo de Olegario González de Cardedal, catedrático jubilado de la Universidad Pontificia de Salamanca y exdirector de la cátedra, según informaron hoy en rueda de prensa el vicerrector de Política Académica en funciones, José Ángel Domínguez, y los profesores Agustín Ríos, Emiliano Fernández Vallina, Lourdes Ruano y Ricardo Piñero, miembros de la Junta de Capilla.

        

El programa se completará con las conferencias tituladas “Una libertad religiosa para todos. Política del miedo e intolerancia religiosa en el pensamiento de Martha Nussbaum” (abril) y  “Libertad, religión y cine”, por Sixto Castro, profesor Titular de Filosofía en la Universidad de Valladolid (mayo), y una mesa redonda sobre “Libertad religiosa y expresión simbólica de los pueblos”, con Santiago Cañamares y Francisco Javier Fernández Vallina, profesores de la Universidad Complutense de Madrid.

 

La Cátedra Domingo de Soto, creada en 1976, tiene como finalidad “la información, estudio e investigación de temas religiosos”, según la decisión adoptada en Junta de Gobierno, en la que además se proponía –y se propone- ensanchar el campo de los intereses de los estudiantes, de conocer intelectualmente los problemas religiosos en la historia de la humanidad y los temas que el cristianismo ha ofrecido en la propia trayectoria de nuestro país en la medida en que ha sido determinada o condicionada por la fe católica.

 

Para remediar en parte el largo descuido intelectual de los problemas teológicos, para contribuir a evitar también motivos de discordia social o enfrentamiento político sirve esta actitud y la hizo suya la cátedra Domingo de Soto. Esta cátedra, pues, tiene que ver con ese misterio inefable que llamamos Dios, con todo un universo de realidades, significaciones y posibilidades, todo ello digno de estudio científico y por ello alejado de proselitismos.

 

A lo largo de los años de actividad los temas analizados han sido muy variados como diálogo interreligioso, rostros de Dios, cristianismo contemporáneo, creencia e increencia, ciencia y fe, etc. y para su estudio ha contado con la participación de eminentes profesores y personalidades de diferentes campos como Joaquín Ruiz-Giménez, Dámaso Alonso, Francisco Tomás y Valiente, Ricardo Blázquez (arzobispo de Valladolid), Fernando Sebastián Aguilar, Jon Sobrino, Juan Luis Ruiz de la Peña, Diego Gracia, Juan Martín Velasco, Xabier Picaza, Gonzalo Torrente Ballester y Antonio Colinas, entre otros eminentes profesores de la Universidad de Salamanca.

        

Actualmente los componentes de la Comisión organizadora de la Cátedra Extraordinaria Domingo de Soto, delegados por la Junta de Capilla, son los siguientes: Agustín Ríos, encargado de Capilla de la Universidad y profesor titular de la Universidad; Lourdes Ruano Espina, catedrática de Derecho Canónico de la Universidad; Ricardo Piñero, decano de la Facultad de Filosofía; Antonio Heredia Soriano, catedrático de la Universidad; José Luis Marcello, profesor titular de Geografía de la Universidad; y Emiliano Fernández Vallina, catedrático de Filología Latina de la Universidad.