La Cámara de Comercio denuncia que los descuentos en las autopistas no cumplen las expectativas

La Cámara Oficial de Comercio e Industria de Ávila ha manifestado, a través de una nota de prensa, que la política de descuentos en las autopistas de peaje AP-6 y AP-51 que entró en vigor el pasado 1 de junio "no está cumpliendo las expectativas previstas" y recuerda que dicha estrategia comercial no ha supuesto en ningún momento una mejora de la competitividad de las empresas abulenses ni de la economía local

En este punto, José Manuel Izquierdo Barreras, Presidente de la Cámara de Ávila, recuerda que los peajes alejan a las empresas y ciudadanos abulenses del resto de capitales y territorios limítrofes, suponen una enorme barrera que dificultan gravemente la captación de empresas en territorio abulense, entorpece la captación turística y restringe nuestra competitividad por la imposibilidad de acceso a una vía rápida, segura y gratuita.

 

El Presidente de la Cámara de Ávila considera que el alto coste en época de crisis que tienen que soportar los vehículos pesados y usuarios particulares por el uso de las autopistas de peaje AP-6 y AP-51 está provocando la utilización de las vías alternativas, con el consiguiente aumento del tráfico rodado por unas carreteras convencionales que, en consecuencia, sufren un mayor deterioro en su firme e incrementan la peligrosidad del trayecto.

 

Por estas razones, José Manuel Izquierdo Barreras, en aras del interés público de la sociedad abulense en general y sus empresas en particular, demanda la supresión definitiva ambos peajes o, como mínimo, la adopción de medidas de choque tendentes a facilitar la circulación de vehículos por la AP-6 y AP-51 tal y como ha sucedido en el caso de Aragón.

 

Para Izquierdo, Ávila necesita un acuerdo como el alcanzado por el Gobierno de Aragón con la empresa Abertis, concesionaria de las Autopistas AP-2 y AP-68, para la bonificación desde el 1 de enero del presente año de los trayectos que realicen los vehículos pesados en los tramos aragoneses entre Alfajarín y Fraga, en la AP-2 y entre Zaragoza-Gallur, en la AP-68. El referido acuerdo también establece en la AP-2 la gratuidad para vehículos pesados que circulan en uno u otro sentido por el tramo Alfajarín-Pina de Ebro y una reducción del 50% del peaje para vehículos pesados circulan en uno u otro sentido por los tramos Alfajarín-Bujaraloz y Alfajarín-Fraga. Además, en la AP-68 se estableció una reducción del 50% del peaje para vehículos pesados que circulen en uno u otro sentido por el tramo Zaragoza-Gallur.

 

Una vez más, el presidente de la Cámara de Ávila quiere recordar las palabras pronunciadas el 17 de enero de 2011 por la hoy ministra de Fomento, Ana Pastor, en un desayuno empresarial celebrado en la Cámara de Ávila, acto en el que afirmó que el pago del peaje en la autopista AP-6 “resta competitividad” a la capital abulense pese a nuestra buena posición estratégica y que, en cumplimiento de los acuerdos de los Órganos de Gobierno de la Cámara Oficial de Comercio e Industria de Ávila, se han mantenido varias reuniones con Abertis Autopistas en las que, aun reconociendo la Cámara los derechos económicos de la empresa concesionaria, se ha informado reiteradamente a sus representantes del hándicap que los peajes suponen a nuestra competitividad.

 

Con todos estos antecedentes y tras conocerse los acuerdos alcanzados en otras comunidades autónomas en materia de autopistas de peaje, desde la Cámara Oficial de Comercio e Industria de Ávila se reclama un mayor grado de compromiso con la capital abulense desde las instancias políticas y la empresa concesionaria en forma de gratuidad de tramos y descuentos ajustados a la realidad económica de empresas y particulares.