La abulense Sara Escudero forma parte del equipo de Cruz Roja Española en Sierra Leona contra el Ébola

Sara Escudero, responsable del Plan de Voluntariado y Formación de Cruz Roja en Ávila, participa en la construcción del Centro de Tratamiento de Ébola (CTE) que está construyendo Cruz Roja Española en las proximidades de la localidad de Kenema, en Sierra Leona, con un total de 80.000 metros cuadrados.

El CTE contará con todas las áreas necesarias para realizar desde el triage de los pacientes al aislamiento y posterior tratamiento hasta su recuperacion, así como con las instalaciones de agua y saneamiento básico. El centro sanitario iniciará su servicio con una capacidad para 60 personas ingresadas, pero se ha contemplado la posibilidad de ampliación en un futuro, si el brote de la enfermdad así lo requiriera.

 

Un total de 200 empleados locales trabajarán en colaboración con el Equipo de Respuesta a Emergencias de Cruz Roja. Tanto el personal de Cruz Roja como el personal local que va a trabajar frente al Ébola está siendo instruido y preparado para que se puedan incorporar a los equipos de atención en cuanto entre en funcionamiento el nuevo hospital.

 

Además, se están estableciendo los protocolos médicos de intervención. En todo este proceso, Cruz Roja ha contado con apoyo técnico de Médicos Sin Fronteras (MSF) y de la Organización Mundial de la Salud (OMS) en dos sentidos: formación clínica y supervisión y en el diseño y construcción de la instalación sanitaria.

 

Un total de 26 delegados de Cruz Roja de diferentes perfiles profesionales y nacionalidades trabajan junto a la Cruz Roja de Sierra Leona en Kenema para tratar de frenar el brote de Ébola. El número de casos confirmados de Ébola sigue aumentando en África Occidental.

 

De ellos, 14 delegados son de Cruz Roja Española y están especializados en las áreas de salud (incluida la prevención), agua y saneamiento, coordinación de operaciones de emergencia y telecomunicaciones.

 

Sara Escudero, responsable del Plan de Voluntariado y Formación de Cruz Roja en Ávila, forma parte de este equipo desde el pasado viernes 15 de agosto. Sara posee amplia experiencia en misiones de emergencia internacional. Ha formado parte de los equipos de Cruz Roja en Irán, Sri Lanka, Palestina, Haití, Nicaragua y Filipinas, desempeñando diversas funciones técnicas para la Institución en labores de intervención frente a emergencias.

 

APOYO EN LAS LABORES DE DETECCIÓN DE CASOS

Mientras se finaliza la construcción del hospital de campaña en Kenema, el personal sanitario y técnico de Cruz Roja Española se está encargando de desarrollar la labor de triage en el hospital de esta localidad, lo que permite discriminar los casos que están afectados o podrían estar afectados por ébola de los casos sanos, y así actuar con la mayor rapidez y eficacia posible para la supervivencia de las personas y la no propagación de la enfermedad.

 

El equipo sanitario atiende una media de 70 pacientes, derivando al área de aislamiento y cuidados preventivos a aquellos posibles casos de Ébola. Junto al personal de Cruz Roja se van a incorporar en breve 12 enfermeros locales, que ya se han formado para poder colaborar en estas labores.

 

LA IMPORTANCIA DE LA PREVENCIÓN

Junto a la detección de los casos ya infectados, la prevención basada en un buen conocimiento de la enfermedad por parte de la población es la herramienta fundamental para evitar el contagio y su extensión.

 

Es precisamente en este ámbito en el que está trabajando el personal de la Cruz Roja de Sierra Leona en las comunidades rurales, donde se está encargando de identificar la trazabilidad de los contactos de los enfermos, de la difusión de mensajes de prevención a través de megafonía, música, teatro, etc… y del manejo de cadáveres (que incluye tratamiento, desinfección y entierro de los fallecidos).

 

ACTUACIÓN DEL MOVIMIENTO INTERNACIONAL

La respuesta conjunta del Movimiento Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja en apoyo de la Cruz Roja de cada uno de los países del África Occidental afectados por Ébola responde a una petición de ayuda internacional, realizada a través de cuatro llamamientos de Emergencia realizados por la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, para Guinea Conakry, Liberia, Sierra Leona y Nigeria, y cuya petición suma hasta el momento los 8 millones de euros.

 

En torno a 1.800 voluntarios de la Cruz Roja de los cuatro países afectados están trabajando activamente en el operativo frente al Ébola, apoyados por 170 delegados internacionales. Hasta la fecha, se ha estimado que en torno a 35.000 personas han sido destinatarios de diferentes acciones de prevención, sensibilización, asistencia, etc. por parte de Cruz Roja en los cuatro países afectados. Todas estas labores se realizan con el doble objetivo de contribuir a romper la cadena de transmisión del virus y reforzar los medios existentes para atender a las personas que ya han contraído la enfermedad.

 

Los países del África Occidental afectados trabajan contrarreloj para frenar la expansión del virus del Ébola ya que el ritmo de contagio es alto; sólo entre el 14 y el 16 de agosto de 2014, se han reportado un total de 113 nuevos casos y 84 muertes en Guinea, Liberia, Nigeria y Sierra Leona.

 

Sierra Leona y Liberia son los dos países con mayor número de casos según las estadísticas que publica periódicamente la Organización Mundial de la Salud (OMS). Dentro de Sierra Leona, Kenema y Kailahun son los dos distritos de mayor incidencia.