José María Burgos: “La reforma laboral del PP no está ayudando a crear empleo ni a mejorar el poco que hay”

El senador del PSOE José María Burgos ha lamentado que el PP "siga hablando de las bondades de su reforma laboral y que asegure estar comprometido con el empleo y las personas, cuando la realidad nos muestra una fotografía muy alejada de esa imagen que pretenden vender, con un objetivo claramente electoral de cara a los comicios que se celebran en 2015”.

José María Burgos ha afirmado que “queda claro que con la política aplicada por el Partido Popular, no se está creando empleo al mismo ritmo que se ha destruido en los dos últimos años. Además, el poco que ha creado se ha precarizado hasta unos niveles impensables. Las condiciones son, en muchos casos, inasumibles”.

 

El senador socialista ha señalado que “la existencia de trabajadores pobres rompe con una de las premisas básicas de los Estados sociales, que basan en el empleo la principal fuente de bienestar. Pero la crudeza y profundidad de la crisis ha provocado que el empleo deje de ser un antídoto contra la pobreza. Hasta un 23% de las personas en riesgo de pobreza cuenta con un empleo”.

 

Para Burgos la reforma laboral del PP, por tanto, no está dando sus frutos sino que está incrementando las desigualdades. “Apenas existen ya las clases medias, y mujeres y jóvenes son los más afectados por las decisiones de este Gobierno. Es muy notable el aumento en la precariedad del empleo femenino, ya que se está destruyendo empleo indefinido y a tiempo completo ocupado por mujeres, para sustituirlo por empleo a tiempo parcial y temporal. A ello se suma la reducción en la tasa de actividad femenina, debido a que numerosas jóvenes se van fuera de España a buscar trabajo y otras, desmotivadas al no encontrar un empleo, salen de las listas del paro”.

 

El socialista señala que el fenómeno de los trabajadores pobres se está extendiendo como consecuencia de la grave crisis económica de los últimos años, pero también de los fuertes recortes sociales, “cuando precisamente, son las políticas sociales y de protección las que más falta hacen en situaciones como esta”.