Izquierda Unida pide la consolidación del potro de herrar de Narrillos de San Leonardo

La formación de izquierdas considera que se trata de un patrimonio histórico y cultural de la localidad que merece la pena ser conservado en óptimas condiciones. Propone la restauración de esta pieza singular a través de un taller de empleo.

Consolidar, rehabilitar y conservar en óptimas condiciones el potro de herrar del barrio de Narrillos de San Leonardo. Es la petición que el grupo municipal de Izquierda Unida lleva solicitando en los últimos años, a la vista del deterioro y pérdida de piezas que está sufriendo este elemento singular, y que ha vuelto a plantear en Junta de Gobierno la portavoz del grupo municipal de Izquierda Unida, Montserrat Barcenilla, que insiste en que el potro de herrar de Narrillos de San Leonardo “es una muestra de la cultura tradicional abulense que no podemos dejar perder, un legado para las próximas generaciones que tienen derecho a poder disfrutar para conocimiento del pasado de nuestras localidades y en este caso de un barrio de Ávila”.

 

Una restauración para la que la formación de izquierdas sugiere un taller de empleo desde el que los alumnos del mismo “puedan evitar la caída de esta pieza singular” por simple dejadez.


La petición del grupo municipal de Izquierda Unida se viene produciendo desde el año 2013, cuando Sara Doval, concejala de la formación de izquierdas, ya planteaba la necesidad de adecentar el entorno en el que se encuentra este potro así como su restauración, lo que ha llevado a la agrupación de izquierdas a recuperar esta petición recordando al PP que “Narrillos de San Leonardo es un barrio anexionado y por lo tanto su patrimonio merece el mismo tratamiento y respeto que el resto del patrimonio abulense” señala en este caso Sara Doval, que lamenta las “constantes muestras de desprecio que el Partido Popular profesa hacia los barrios anexionados, que pese a pagar los mismos impuestos que el resto de los ciudadanos abulenses reciben peores servicios”.

 

El grupo municipal de Izquierda Unida confía que su última solicitud, realizada en Junta de Gobierno, sea tenida en cuenta, “porque sería una lástima dejar perder una pieza de la arquitectura tradicional simplemente por no hacer nada, como está ocurriendo, pese a las llamadas que se vienen haciendo para evitarlo”.