Izquierda Unida CyL exige en Las Cortes la eliminación de los peajes AP-6, AP-61 Y AP-51

El coordinador provincial de IU Ávila, Alberto Novoa, manifestaba en rueda de prensa el gran problema que el peaje supone para la instalación de indurstrias en el Polígono de Vicolozano, “todo esto supone un estrangulamiento económico-industrial para la zona"

El Portavoz del Grupo Mixto y Coordinador General de IU CyL, José María González ha exigido esta mañana la supresión de los peajes de las autopistas AP-6, AP-61 y AP-51.

 

Para ello, en el próximo periodo de sesiones, González presentará diversas iniciativas parlamentarias para instar a las Cortes de Castilla y León a posicionarse en contra de dichos peajes y a exigir la inmediata reversión al Estado de la gestión de las autopistas citadas.

 

Asimismo, se llevarán a cabo acciones en el Congreso de los Diputados. “IU CyL no se conforma con seguir teniendo fronteras económicas al sur de la comunidad. Se trata de una reivindicación que afecta a todos los ciudadanos castellano y leoneses, a las empresas cuya base de trabajo radica en nuestras provincias, y posteriormente encarece sus productos”.

 

Así, González recuerda que un transporte pesado paga por el trayecto de ida-vuelta Segovia-Ávila 40,40€; mientras que el recorrido Ávila-Madrid 51,50€. “Unas cifras que para el ciudadano que se desplaza a Madrid a trabajar supone un mínimo de 534 € mensuales en peajes”.

 

Fruto de una denuncia formulada por Comisiones Obreras de Ávila y la Plataforma de Sierra de Segovia en el año 2000, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea declaró en 2010 la vulneración de la directiva 93/37/CEE del Consejo, de 14 de junio de 1993, en relación con la adjudicación a Ibérica de Autopistas Concesionaria de España.

 

A día de hoy, nadie conoce el expediente ni los compromisos. “queremos conocerla, señala González y así lo exigiremos a la Junta y al Gobierno central, porque detrás está el interés del desarrollo económico y social de la Comunidad.

 

A esto, se le añade las dificultades de instalación de empresas en el polígono Vicolozano (Ávila), señala el Coordinador Provincial de Ávila, Alberto Novoa. “Todo esto supone un estrangulamiento económico-industrial para la zona. En lugar de beneficiarnos de un potencial importante, como en su día hicieron Toledo y Guadalajara, y hacer uso de la cercanía con Madrid y las sinergias que esta produce, Ávila cuenta con una muralla de asfalto que impide cualquier relación industrial, económica o social”.

 

Afirmación a la que se unió el Coordinador Provincial de Segovia, José Ángel Frías, para quien estos peajes están suponiendo el subdesarrollo de la provincia, la desaparición de habitantes y la ausencia y huída de PYMES. “Es una barbaridad y un fiasco. Algunos dirán que Segovia tiene Ave, pero ya se han encargado algunos de poner un parking de pago. Vivimos un aislamiento económico y social con una política de infraestructuras nefasta”