Izquierda Unida considera injustificada la conversión de una zona verde en aparcamiento privado junto al Mercadona

Apuntan que "no existe ningún estudio de la Policía Local que justifique la postura y decisión del Partido Popular, más atenta a los intereses privativos de una empresa que de las consideraciones de los veciones, que se han pronunciado en contra"

El grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila considera “injustificada” la decisión adoptada por el Equipo de Gobierno del Partido Popular para la concesión de una parcela de uso privativo en el barrio de San Nicolás como nueva zona de aparcamiento en favor de una zona comercial próxima. Una decisión “ni justificada ni apoyada por los vecinos de la zona de San Nicolás, que ya han mostrado su desacuerdo, con una medida emprendida por el Partido Popular alegando supuestos problemas de estacionamiento en la zona para tomar esta medida, pero que se presenta sin el pertinente informe previo de la Policía Local” señala Montserrat Barcenilla, portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Ávila, ante una decisión ante la que IU ha votado en contra.

 

El grupo municipal de Izquierda Unida se ha posicionado contraria a una decisión “en la que no se han tenido en cuenta los intereses de los ciudadanos. Ni siquiera los propios intereses económicos del Ayuntamiento de Ávila”. Ni estudio de movilidad de la Policía Local ni estudio económico previo. “Hay que recordar que la cesión deja abierta la opción para que Mercadona cobre a los ciudadanos por el uso de este aparcamiento. Y no es lo mismo ceder una parcela por valor de 14.000 euros si no se va a cobrar por su uso, que 14.000 euros pero cobrar a los ciudadanos, convirtiéndose en sí en un negocio muy lucrativo”.

 

Especialmente grave considera la formación de izquierdas que dicha decisión “no proceda ni se ampare en un estudio técnico de la Policía Local que pudiera justificar problemas de movilidad en la zona”, señala ante una infraestructura “motivada por intereses privados”.

 

“Como empieza a ser habitual, el Partido Popular, en su política del bandazo y el impulso, ha adoptado nuevamente la estrategia del rodillo para, desoyendo todas las voces críticas tanto desde dentro del ayuntamiento como del propio tejido social y asociativo, convertir una parcela verde en un espacio de uso privativo a favor de una cercana superficie comercial, a cuyos intereses se ha plegado el Partido Popular” señala la portavoz del grupo municipal de Izquierda Unida.