IU Piedralaves denuncia trabas del PP para poder acceder a informaciones municipales

La formación de izquierdas, que demanda las facturas municipales pagadas desde el pasado mes de abril, recuerda que la ley le permite el acceso a cuantas informaciones y datos sean precisos para el desarrollo de su función.    

Izquierda Unida de Piedralaves comienza la legislatura en la localidad abulense reclamando transparencia. Una demanda que la formación de izquierdas se ve obligada a reclamar públicamente ante las trabas con las que se ha encontrado en el inicio del nuevo curso por parte de la regidora municipal, la popular María Victoria Moreno Saugar, que ha impedido el acceso a la formación de izquierdas a las facturas pagadas por el Ayuntamiento de Piedralaves desde el pasado mes de abril.


Aludiendo a las vacaciones de la funcionaria responsable de facturación y a una supuesta protección de datos de las empresas que facturan al Ayuntamiento de Piedralaves, la alcaldesa de la localidad y procuradora en las Cortes ha negado al grupo municipal de Izquierda Unida de Piedralaves la consulta de las facturas pagadas por el consistorio piedralaveño desde mediados del mes de abril y hasta el fin de la legislatura anterior. Un derecho que consulta por parte de los concejales que la formación de izquierdas recuerda que se encuentra recogido en el artículo 14.1 del Real Decreto 2568/1986, de 28 de noviembre, por el que se aprueba el Reglamento de Organización, Funcionamiento y Régimen Jurídico de las Entidades Locales (ROF) que dice apunta que “todos los miembros de las Corporaciones Locales tienen derecho a obtener del Alcalde o Presidente o de la Comisión de Gobierno cuantos antecedentes, datos o informaciones obren en poder de los servicios de la Corporación y resulten precisos para el desarrollo de su función”.


Para la formación de izquierdas la respuesta remitida a la petición de esta información supone el incumplimiento del reglamento de funcionamiento municipal con el que, hasta la fecha, el grupo municipal de Izquierda Unida siempre había tenido acceso a las facturas consistoriales. “Se trata de una actitud que pone de manifiesto la falta de transparencia y la poca capacidad democrática de María Victoria Moreno Saugar, que con esta forma de actuar ejemplifica las palabras de su presidente provincial, Antolín Sanz, cuando aludía a la bajada de votos en el pecado de la altanería en la gestión y las formas” señala Mónica Martínez, concejala de Izquierda Unida, que exige en nombre de su grupo “y de los vecinos, que deje de entorpecer la labor de los grupos políticos, y se dedique a su localidad, que es para lo que los ciudadanos de Piedralaves la pagamos 365 días al año”.