IU pide una posición fuerte y firme desde el Ayuntamiento de Ávila en la reivindicación del acelerador lineal

El documento de la Sociedad Española de Oncología Radioterápica “echa por tierra” las explicaciones ofrecidas en su momento por el consejero de Sanidad para rechazar una unidad de radioterapia en Ávila. IU Ávila considera que “el consistorio abulense debe estar a la altura de lo que demandan y necesitan sus ciudad.anos” 

El grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila reclama una posición “firme” tanto al Ayuntamiento de Ávila como a la figura del alcalde, José Luis Rivas, tras conocerse el informe de la Sociedad Española de Oncología Radioterápica (SEOR) en el que “se echan por tierra las explicaciones ofrecidas en su momento por el consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, para negar una unidad de radioterapia en Ávila”.

 

Unas explicaciones en su momento rechazadas por Izquierda Unida de Ávila “por entenderlas como una huida hacia delante, como se ha comprobado”.
Es por ello que desde la formación de izquierdas, y de la mano de Montserrat Barcenilla, portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Ávila, se ha reclamado en Junta de Gobierno que “desde el Ayuntamiento de Ávila, como institución que representa a todos los abulenses, se recojan las conclusiones ofrecidas por la Sociedad Española de Oncología, se tienda la mano a la junta provincial de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) a fin de incrementar las presiones sobre la Junta de Castilla y León en pro de conseguir una unidad de radioterapia en Ávila”.

 


Desde Izquierda Unida de Ávila se recuerda que tras la visita realizada por Antonio María Sáez Aguado, en la que argumentó criterios de falta de calidad e inseguridad en el tratamiento ante la falta del número suficiente de pacientes en Ávila, “el alcalde de Ávila, José Luis Rivas, mostró su complacencia y satisfacción por las explicaciones ofrecidas por el consejero”. Ahora el informe ofrecido por SEOR  “debería, como mínimo, despertar las suspicacias entre quienes se dieron por contentos con la negativa de Sáez Aguado”.


El informe “demoledor” de la SEOR pone de manifiesto que el Hospital Nuestra Señora de Sonsoles cumple los requisitos tanto por pacientes, calidad y habitantes como para poder disponer de un servicios de radioterapia”. Un documento que pone de relieve que no existe ningún problema de seguridad ni calidad, que la ratio deseable es de un acelerador por cada 140.000 habitantes, y que la provincia se encuentra en un ratio estimado de 500 pacientes al año proclive a incrementarse conocido el progresivo envejecimiento de la población”. Datos “que llegan de la mano de una de las sociedades “más prestigiosas e importantes de España en esta materia y que debe hacer suyo el alcalde de la ciudad para reclamar a la Junta todas explicaciones. Porque mientras la ciudadanía lo está reclamando y el alcalde de la ciudad no puede mantenerse en silencio”.