IU pide la remunicipalización del Sánchez Granado ante la situación de excepcionalidad de la Deportiva

La propuesta registrada por el grupo municipal de Izquierda Unida solicita la realización de un estudio de las nuevas necesidades de uso de la piscina de la zona norte así como la viabilidad de su gestión por personal municipal.

 El grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila propone la remunicipalización del complejo deportivo Manuel Sánchez Granado así como la retirada del pliego de condiciones –aprobado la pasada semana- para la prestación del servicio de gestión y control de estas instalaciones “ante la situación de excepcionalidad que se ha creado por el cierre indefinido de las instalaciones de la piscina de la Ciudad Deportiva”. Una situación que provoca que el pliego de condiciones para la piscina de la zona norte “haya quedado desfasado e incluso sea imposible de cumplir” señala Montserrat Barcenilla, portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Ávila, que sugiere la realización de un estudio de las nuevas necesidades de uso y de la viabilidad de la gestión del citado complejo deportivo por parte de personal municipal.

 

Desde el grupo municipal de Izquierda Unida se entiende que “el contrato aprobado la pasada semana ha quedado desfasado en todos los sentidos. Es imposible de cumplir, por lo que consideramos que existe la suficiente base como para anularlo e iniciar un nuevo proceso desde la valoración de los datos reales de uso y necesidades del Manuel Sánchez Granado”. Un proceso para el que Izquierda Unida de Ávila pide la realización de un estudio de las necesidades de uso y la viabilidad de la gestión del citado complejo por personal municipal. “Apostamos por la remunicipalización del Manuel Sánchez Granado, siempre lo hemos hecho, pero entendemos que ahora el Partido Popular, dada la situación de excepcionalidad que se ha generado, debería dar un paso adelante en este sentido como la medida más lógica” señalan desde el grupo municipal de Izquierda Unida, que plantea esta cuestión como una solución al personal municipal adscrito a las instalaciones de la Deportiva.

 

El propio Equipo de Gobierno del Partido Popular reconoce ya que “es preciso hacer un replanteamiento de las necesidades de uso del Complejo Deportivo Manuel Sánchez Granado” y para la portavoz de Izquierda Unida de Ávila esto pasa en primer lugar por “retirar el pliego de condiciones económico administrativas para la prestación del servicio de gestión y control del complejo deportivo Manuel Sánchez Granado”, un pliego de condiciones “aprobado en la misma Junta de Gobierno en la que se daba cuenta del cierre de la piscina de la Ciudad Deportiva”. Una decisión “que ya en su momento entendimos incomprensible, pues en la misma sesión en la que se cerraba una piscina se aprobaba la privatización del servicio de la otra bajo unas condiciones que ni son reales ni pueden cumplirse”. Sirva como ejemplo de ello que el contrato de gestión del Manuel Sánchez Granado incluye que la empresa adjudicataria debía cubrir el servicio de socorrismo “los festivos durante todo el año en la piscina de la Ciudad Deportiva” ya cerrada. Igualmente el contrato aprobado para la piscina del Manuel Sánchez Granado establece un horario de apertura de 10,00 a 22,00 horas de lunes a viernes, de 9,00 a 22,00 horas los sábados y de 9,00 a 21,00 horas los domingos. Horarios “que ya se ha manifestado desde el Equipo de Gobierno del Partido Popular su intención de modificar al objeto de intentar dar cabida a un mayor número de usuarios”.

 

Montserrat Barcenilla entendería un error que “se mantuviera un contrato de gestión bajo unas clausulas desfasadas y cuya modificación pudiera generar a las arcas municipales un desembolso extra que bien podría evitarse”.   

Noticias relacionadas