IU pide "estar vigilantes” porque en las próximas fechas se decide el futuro de Nissan en Ávila

Archivo.

La formación de izquierdas señala la situación de “calma tensa” en la que se encuentra la plantilla a la espera de que en los próximos meses se concrete nueva carga de trabajo. “Si no llega habrá problemas en el horizonte del 2019. Y estamos hablando incluso del cierre”. 

 Izquierda Unida de Ávila pide a las diferentes instituciones “estar vigilantes y atentas, porque en los próximos meses se pone en juego el futuro de Nissan en Ávila y el de muchas familias que dependen de esta factoría”. Es el mensaje que lanza la formación de izquierdas a las distintas administraciones –IU Ávila prepara en estos momentos diversas actuaciones en este sentido tanto a nivel local como regional- en un momento “de calma tensa” en la fábrica abulense. Porque “si bien es cierto que en estos momentos existe carga de trabajo, entre el mes de octubre y el próximo mes de marzo se juega el futuro de la factoría y habrá que estar muy atentos”.

 

Entre el mes de octubre y el mes de marzo se pone en liza el futuro de la factoría toda vez que es el periodo en el que tiene que asignarse una mayor carga de trabajo con una posible llegada de ejes de Renault, u otro componente, y el sustituto de la NT-400-Cabstar, que se dejará de fabricar en 2019 y que es el verdadero caballo de batalla de la factoría abulense, pues de este último depende primordialmente su futuro. “Estamos hablando de que en los próximos seis meses se decidirán tres posibles escenarios para la factoría, desde su continuidad, que es lo que todos deseamos, gracias a la asignación de un nuevo vehículo, a la conversión en una fábrica de componentes, lo cual sería un duro varapalo, o un tercer y más complicado escenario, el cierre si no se asigna nueva carga de trabajo” resume José Alberto Novoa, coordinador provincial de Izquierda Unida de Ávila.

 

Pretende dar un toque de atención José Alberto Novoa a las distintas instituciones “porque estamos hablando de que si en este mes de octubre no llegan los anunciados ejes de Renault, malo, pero si en marzo no se anuncia un sustituto para la Cabstar más allá de 2019, peor, porque sin componentes ni vehículo la factoría estaría abocada al cierre”. Es un momento “de calma tensa”.

 

“Es el momento de que las instituciones empiecen a trabajar, a establecer los contactos que entiendan oportunos. Porque es verdad que ahora hay carga de trabajo, pero es el momento de garantizarla más allá del 2018-2019, de impulsar que la haya antes de que se genere un problema”. Y en este aspecto desde Izquierda Unida de Ávila se pone en valor la postura de la plantilla y el Comité de Empresa. “Desde el año 2010 llevan sumidos en la intranquilidad por la falta de un producto que ofreciera un ciclo de trabajo estable. De su parte lo han puesto todo y entendemos que su petición de un producto estable es más que justa” indica José Alberto Novoa.

 

Por tanto “instamos a aquellos que dirigen las instituciones a que empiecen a estar atentos, porque estamos ante las fechas en las que se decide el futuro de Nissan. Porque de aquí a marzo se decide si la factoría sigue o se cierra. Y no queremos que a nadie le pille por sorpresa lo que pueda ocurrir”.  

Noticias relacionadas