IU llama a la participación en la manifestación del 1 de Mayo porque “siguiendo así Ávila no sale de la crisis”

La formación de izquierdas entiende que el escenario de pobreza laboral, pérdida de derechos, incremento de la temporalidad o la pérdida de población por falta de oportunidades “hacen indispensable un papel protagonista de los ciudadanos en estas fechas”.

“Ni hemos salido de la crisis ni hay bases sólidas para pensar que Ávila está a las puertas de la recuperación”. Por ello José Alberto Novoa, coordinador provincial de Izquierda Unida de Ávila y candidato a las Cortes por Ávila en las próximas Elecciones Autonómicas, hace un llamamiento a la participación este viernes en la manifestación del 1 de Mayo (viernes, a partir de las 12,00 horas desde Santa Ana al Mercado Chico) convocada por los sindicatos UGT y COOO, que en esta ocasión llega bajo el lema 'Así no salimos de la crisis', una propuesta “que cobra sentido en una ciudad y provincia donde las políticas económicas del Partido Popular están haciendo especial mella en el sector laboral y económico abulense”.


Caen los contratos fijos, crece la inestabilidad y la temporalidad, que “se ha convertido en la protagonista del mercado laboral”, los jóvenes “se están marchando por la ausencia de oportunidades”, la población “sigue cayendo”, el deterioro de los servicios públicos “es evidente”, la pobreza “se extiende”... Ante un escenario de estas características llega este viernes la celebración del 1 de Mayo, “ante un escenario de estas características es evidente que la ciudadanía debe decirle claramente al Gobierno que así no salimos de la crisis”. Una expresión de la ciudadanía por la defensa del trabajo, de los servicios públicos, de los derechos laborales, de la negociación colectiva y la participación democrática.


Izquierda Unida llama a todos los abulenses a tomar parte activa en los actos de este 1º de Mayo poniendo su voz ante políticas regresivas que hasta el momento están agravando la vida de la gente. Políticas que están generando inestabilidad en la creación de empleo, y debilidad en las condiciones de trabajo, desprotección social, paro de larga duración, pérdida de prestaciones sociales o la aplicación de reformas laborales que están generando trabajadores pobres.


“Llegamos a este 1 de Mayo en una delicada situación en Ávila, con Nissan a las puertas de una huelga ante la amenaza de la empresa de presentación de un ERE de extinción, con Elgorriaga en la cuerda floja, y con el tejido laboral incapaz de recuperarse de la crisis. Así no salimos de ella”.