IU lamenta que la modificación de las líneas de autobuses no responde a las necesidades de la ciudad

Archivo.

La formación de izquierdas considera que la remodelación no soluciona el bajo uso del transporte público en la ciudad. “Los cambios no se están planteando desde una idea reconocible de ciudad y un plan de movilidad concreto sino que responde a propuestas de la empresa”. 

 Con motivo la entrada en vigor de las modificaciones en las líneas de autobuses urbanos en Ávila, el grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila muestra su disconformidad con una remodelación llevada a cabo “al gusto de la empresa, sin plantearse desde los verdaderos problemas de movilidad de la ciudad, sin considerar qué hacer para incrementar el usos de las líneas, sin apenas debate y con demasiadas prisas” se indica desde el grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila, que lamenta que los cambios “no vengan desde un planteamiento de ciudad consensuado en sede municipal y que respondan a un plan de movilidad local que tenga en cuenta lugares de interés y sus horarios”, como centros de trabajo, colegios o centros de salud, entre otros.

 

La formación de izquierdas considera que la remodelación que entra en marcha con este mes de septiembre “no es la que el servicio necesita”, defendiendo la idea de que “es necesario un cambio en el planteamiento general del servicio”. Así, a juicio de Izquierda Unida de Ávilaes insostenible mantener un planteamiento de transporte público con cinco líneas determinadas por el servicio hasta la Escuela de Policía y el Centro Comercial cuando un planteamiento de intercambio en paradas, como podría ser la Estación de Autobuses, podría reducir este número de forma considerable, facilitando una reducción de kilómetros que el Ayuntamiento de Ávila tiene que pagar a la empresa”.

 

Según ha podido comprobar el grupo municipal de Izquierda Unida, en el estudio presentado en su momento por la empresa y que ha servido de base para la remodelación planteada existen líneas donde los horarios de paradas no se adecuan a los horarios de entrada y salida de alumnos y trabajadores de los centros educativos, como ocurre con el centro universitario del Antiguo Colegio de Huérfanos. A mayores, desde el grupo municipal de Izquierda Unida se echa en falta una mayor atención al polígono de Las Hervencias y los horarios de entrada y salida de los trabajadores. “No parece la mejor manera de apoyar al tejido empresarial de la ciudad y sus trabajadores”. Y todo ello sin olvidar los barrios anexionados de la ciudad, “constantemente los grandes olvidados”.

 

Así pues “la remodelación que arranca con este mes de septiembre únicamente es un lavado de cara donde la anunciada mejora es una supresión o modificación de las líneas con menos eficiencia, sin analizar causas y soluciones”. Si bien el principal error “pasa por un enfoque de transporte público ajeno a una idea concreta de ciudad”, por lo que este tipo de actuaciones “llegan motivadas por la empresa concesionaria y no por un planteamiento municipal”.  

Noticias relacionadas