IU insta a reconsiderar la ampliación de la Diputación en favor de "las necesidades de las personas"

El grupo de Izquierda Unida en la Diputación Provincial ha instado al Grupo Popular a reconsiderar la inversión de 4,5 millones de euros aprobada para ampliar la sede de la Institución Provincial. La formación de izquierdas recuerda que "existen prioridades mucho más urgentes que tienen que ver con las personas"

Izquierda Unida ha señalado en una nota de prensa que considera indispensable priorizar en las personas y sus necesidades en el gasto de las instituciones. Marca en en estas, por ello, el punto de inflexión ante el anuncio realizado por el Partido Popular en la Diputación Provincial de llevar a cabo una ampliación de la sede de la institución provincial por valor de 4,5 millones de euros, un gasto ante el que la formación de izquierdas manifiesta que "la realidad de la provincia y sus ciudadanos debería imponerse a cualquier otra cuestión".


"Cerca de 20.000 parados y una caída cada vez más acusada de las personas que perciben las prestaciones por desempleo, un aumento de las familias en niveles de pobreza y precariedad, despoblación del medio rural, ausencia de perspectivas de futuro, recortes en dependencia, caída de poder adquisitivo de los mayores tras el recorte en las pensiones, o el deterioro de la sanidad y de la educación, son razones más que suficientes a tener en cuenta para considerar que los recursos económicos deben ser utilizados en cuestiones que mejoren la vida de los ciudadanos", manifiestan.

 

Ante este escenario Izquierda Unida considera que todas estas situaciones deben prevalecer y tenerse muy en cuenta a la hora de plantear el destino de los recursos económicos de las instituciones. Santiago Jiménez, portavoz de Izquierda Unida en la Diputación Provincial, pone sobre la mesa el hecho de que “las personas deben estar por encima de todo”.

 

Jiménez afirma que “los ciudadanos no entenderían cómo es posible que una institución destinara 4,5 millones de euros a ampliar y centralizar sus dependencias cuando existen prioridades mucho más urgentes y que tienen que ver con las personas” e insta a reconsiderar esta inversión. “Desde Izquierda Unida consideramos necesario valorar de nuevo este asunto y afrontar las distintas posibilidades de reinversión en la sociedad de una partida económica que se debería destinar a las personas y sus necesidades”.