IU Ávila se muestra preocupada por el aumento de abulenses sin prestación por desempleo

El coordinador provincial de IU en Ávila, José Alberto Novoa. / Foto: Antonio S. Sánchez

Para José Alberto Novoa, coordinador provincial de Izquierda Unida de Ávila, “que el 55,6% de los desempleados abulenses no reciban ninguna prestación es una noticia demoledora que habla de una situación de paro crónico y de un mercado laboral incapaz de responder a la demanda de empleo”.

Izquierda Unida de Ávila ha considerado demoledores los últimos datos conocidos sobre la bajada de las prestaciones por desempleo en la provincia de Ávila, que dicen que "únicamente un 44,4% de los desempleados en Ávila reciba alguna ayuda habla a las claras de la dura realidad de las familias abulenses, para las que la recuperación sigue sin ser una realidad en una provincia donde el desempleo empieza a ser un problema que hay que considerar como crónico”.

 

Estas palabras son de José Alberto Novoa, coordinador provincial de IU, tras conocer que de los 17.284 parados con los que se cerró el 2014, sólo 7.680 se benefician de algún tipo de prestación, un 44,4% de los demandantes de empleo, mientras que el 55,6% no reciben ayuda alguna. Todo ello, asegura, "mucho más preocupante si en la perspectiva se tienen los datos del 2013, cuando los beneficiarios de una prestación se elevaban al 49,47%".

 

Para Novoa “los datos constatan que en la provincia de Ávila el paro se está convirtiendo en un problema crónico que no se está atajando correctamente”. Y es que, señala, “no sólo no se genera empleo, como demuestra la tendencia alcista en los datos de desempleo de los últimos meses o la EPA, que indica la pérdida de activos en 4.300 personas al cierre del 2014, sino que la estacionalidad y temporalidad se han convertido en las características de un mercado laboral que únicamente ofrece la salida a otras provincias para los ciudadanos que aquí no encuentran ni un presente ni un futuro laboral”.

 

Según el portavoz de la agrupación de izquierdas, "esta realidad de paro, precariedad y pobreza creciente merece una respuesta definitiva, una respuesta que ni ha llegado ni llegará desde el Partido Popular”. Es por ello que “la respuesta a lo que está ocurriendo puede ser real si la gente quiere, si toma nota de que las cosas no pueden seguir así. Hay una alternativa a las desesperantes políticas de recortes del PP”, destaca, y concluye asegurando que “sólo desde una garantía clara de empleo estable propiciado e impulsado desde la inversión pública, con la puesta en marcha de un Plan de Empleo para Ávila, así como la atención adecuada a las personas en situación de desempleo, será posible comenzar a crear un futuro lejos de la miseria que ofrece el PP”.