IU Ávila reclama a la Junta de Castilla y León “claridad y transparencia” con los trabajadores de Elgorriaga

Izquierda Unida de Ávila, tras la reunión mantenida con los trabajadores de Elgorriaga, exige a la Junta de Castilla y León, la magistrada titular del juzgado de Instrucción número 1 de Ávila y el administrador judicial de Elgorriaga que se pongan a trabajar "codo con codo, sin fisuras e inmediatamente" con el objetivo de dar salida y viabilidad a la empresa.

IU Ávila ha recordado que dependen de esta empresa cerca de un centenar de trabajadores "que se encuentran sumidos en la más absoluta incertidumbre”, tras la reunión que en la tarde del martes ha celebrado con los miembros del Comité de Empresa de Elgorriaga.

 

Una reunión en la que pudieron conocer de primera mano las necesidades de los empleados de la factoría tras una jornada en la que, además, Izquierda Unida de Ávila estuvo presente en las acciones de protesta y reivindicación que tuvieron lugar junto a la Delegación de Territorial de la Junta.

 

Tras este encuentro Izquierda Unida de Ávila reclama “transparencia” a todas las partes implicadas. “La Junta de Castilla y León, a través de la Consejería de Agricultura y Ganadería, deben clarificar sin ambigüedades la situación económica de la factoría, dejando de jugar con los trabajadores, sus puestos de trabajo, el futuro de la empresa y el dinero de todos los ciudadanos” se apunta desde la formación de izquierdas, que demanda un plan de viabilidad para la empresa que incluya "no sólo un calendario de pagos sino un seguimiento exhaustivo de las cuentas que evite repetir problemas que se vienen arrastrando en estos momentos”.

 

IU asegura que una de las cuestiones que con más ahínco solicitan los propios trabajadores es claridad. “La Junta de Castilla y León debe dar a conocer, sin ambages, el estado real de las cuentas” señala la formación de izquierdas, en un conjunto de acciones que "deben servir para dar viabilidad a una empresa cuya situación no sólo es consecuencias de la mala gestión pasada sino de las confusas actuaciones que está llevando a cabo la administración regional”.

 

Izquierda Unida de Ávila apunta cómo “el enfrentamiento, ya público, que la Junta de Castilla y León tiene con el administrador judicial, ha colocado no sólo a la factoría en una posición delicada, sino a los propios trabajadores, que han quedado varados en medio de un enfrentamiento que no viene sino a enturbiar la situación actual”.

 

En este sentido, afirman que "seguiremos apoyando las actuaciones que los trabajadores de esta factoría decidan poner en marcha en defensa de sus puestos de trabajo así como sus reivindicaciones” ya que “Ávila no se puede permitir el lujo de perder estos empleos”.