IU Ávila pide el cumplimiento de la Ordenanza de Terrazas ante las denuncias recibidas

Piden aplicar la ordenanza ante las denuncias de ciudadanos, asociaciones de vecinos y hosteleros por el incumplimientos como el número de veladores, los horarios o el nivel de ruidos.

Ante las numerosas quejas recibidas, el grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila hace un llamamiento a cumplir con lo marcado en la conocida como Ordenanza de Terrazas del Ayuntamiento de Ávila, un marco que regula cuestiones como horarios, ruidos, limpieza, número de veladores o distancias que deben cumplirse para la correcta convivencia de la actividad hostelera con la seguridad y accesibilidad de los viandantes.

 

"En las últimas semanas, y con motivo de la llegada del buen tiempo, en el grupo municipal de Izquierda Unida de Ávila hemos recibido quejas de ciudadanos, asociaciones de vecinos de diferentes barrios de la ciudad e incluso de establecimientos de hostelería por el incumplimiento que, en algunos casos, se están produciendo de la Ordenanza de Terrazas" indica Montserrat Barcenilla, portavoz de IU en el Ayuntamiento de Ávila.

 

Habla Barcenilla de que las quejas recibidas van dirigidas a incumplimientos especialmente relacionados con cuestiones como la superación del nivel de ruidos, la limpieza de los espacios, el número de veladores por encima de lo permitido y sobre todo el incumplimiento de los espacios mínimos entre terrazas, mesas, sillas y acera.

 

"Hemos podido comprobar cómo algunos de los establecimientos han superado el número de veladores que pueden colocar, lo que ha generado problemas de accesibilidad y seguridad en las aceras, viéndose en algunos casos los viandantes a invadir la calzada", ha señalado.

 

Es por ello que desde el grupo municipal de Izquierda Unida se pide al Equipo de Gobierno del Partido Popular "que se hagan cumplir los términos la Ordenanza de Terrazas en toda la extensión de la ciudad". "La relajación con la que están actuando en este asunto no resulta beneficiosa para ninguna de las partes, ni siquiera para los propios hosteleros, siendo esta relajación injusta con los que sí cumplen" indica Barcenilla, que recuerda que la ordenanza recoge posibles sanciones en caso de incumplimiento.