IU Ávila afirma que “La duplicidad de titulaciones universitarias no suma, divide y resta”

Izquierda Unida de Ávila lamenta que la estrategia de la Universidad Católica de Ávila y la Junta de Castilla y León “busque la competencia con la Universidad de Salamanca en lugar de buscar una oferta nueva y más amplia”, tras anunciar la UCAV su intención de impartir el próximo curso los grados de Educación Infantil y Primaria.

Izquierda Unida de Ávila muestra su preocupación por el escenario que se dibuja en el panorama universitario abulense tras la anunciada decisión de la Universidad Católica de Ávila de impartir el próximo curso los grados de Educación Infantil y Primaria que en estos momentos, y desde hace años, ofrece en la ciudad abulense la Universidad de Salamanca. Un anuncio “que nos preocupa toda vez que se constata, con el amparo de las administraciones publicas, una manifiesta duplicidad de oferta así como una estrategia de crecimiento por parte de la universidad privada en detrimento de la universidad pública”.


José Alberto Novoa, coordinador provincial de Izquierda Unida de Ávila, muestra su apoyo “y reconocimiento” desde la formación de izquierdas a la universidad pública al tiempo que critica la “decisión que en su momento adoptó el Partido Popular en el Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León”, en el que autorizó los grados de Maestro en Educación Infantil y Maestro en Educación Primaria a la Universidad Católica de Ávila, una decisión “contra la línea de flotación de la universidad pública, en este caso la Universidad de Salamanca, toda vez que en Ávila ya se estaban impartiendo a través de la USAL unas titulaciones que desde el próximo curso se impartirán en la universidad privada, duplicando innecesariamente la oferta en una estrategia equivocada y amparada desde la administración regional”.


En este sentido, la duplicidad de titulaciones, se insiste desde Izquierda Unida de Ávila. “En estos momentos la Junta de Castilla y León y la Universidad Católica de Ávila ha apostado por una clara competencia con la universidad pública, ofertando aquellas titulaciones que ya funcionaban en la ciudad, compitiendo por el mismo nicho de estudiantes en lugar de ampliar el catálogo y oferta universitaria que permitiera aumentar las opciones y por tanto el número potencial de alumnos en Ávila”.


Con cerca de 1.200 alumnos en los tres centros que conforman el campus de la Universidad de Salamanca en Ávila, y con el Grado en Educación Primaria como uno de los que mayor demanda tienen, “queda claro que las intenciones de la UCAV no pasan por buscar para Ávila un mayor número de alumnos, sino por pelear por los mismos que ya dispone la universidad pública”, un escenario “preocupante para una ciudad que debería sumar, y no dividir esfuerzos”.