IU acusa al equipo de gobierno del Ayuntamiento de gastar más y dar menos servicio en la recogida de envases y plásticos

Santiago Jiménez, Montserrat Barcenilla y Sara Doval, durante la rueda de prensa. / Foto: Antonio S. Sánchez

El grupo municipal de IU de Ávila ha hecho una comparativa de las condiciones del nuevo contrato elaborado por el Partido Popular para el Servicio de Recogida Selectiva de Envases Ligeros (plásticos) de Ávila y los barrios anexionados, un nuevo contrato que para ellos supone una visible merma de servicios, especialmente para el segundo de los casos.

La portavoz del grupo municipal de IU en el Ayuntamiento de Ávila, Montserrat Barcenilla, ha comparado las condiciones del nuevo pliego para el Servicio de Recogida Selectiva de Envases Ligeros en la capital abulense y en los barrios anexionados, un nuevo contrato que, a su juicio, “está hecho a medida para que la actual concesionaria del servicio siga, con muchas posibilidades, prestándolo, y que el Partido Popular ha elaborado sin pensar en el beneficio de los ciudadanos”.

 

Barcenilla, denunciado que el nuevo pliego de condiciones para el contrato de la recogida de envases de plástico ha sido presentado a los grupos de la oposición con apenas 24 horas de antelación a su votación y aprobación, y cuyo estudio “nos ha permitido ver las diferencias” con el pliego firmado en 2004 y respecto al que “se incrementa el gasto y se reducen los servicios”, por los que "el PP abre la puerta para que la empresa que salga titular del nuevo contrato subcontrate a su vez hasta el 50% de los trabajos, lo que supondrá la pérdida de control de los mismos por parte del Ayuntamiento”.


Según detalló la portavoz de la formación de izquierdas “en el 2004 la licitación del servicio se sacó por 235.758 euros al año, mientras que en este 2014 pretende sacarse por 346.500 euros al año”, lo que supone "un mayor gasto pero un menor servicio". Por ello, apuntó, “la recogida de envases de plástico va a pasar de dos a un día en los barrios anexionados", por lo que "pese a ser tan abulenses como otros, y pagar los mismos impuestos, van a recibir un menor servicio”.

 

Además, señaló que "no es el único punto del contrato que registra una reducción del servicio", porque "si hasta ahora la desinfección y desinsectación de los contenedores se hacía de forma quincenal, a partir de ahora se hará una vez cada dos meses”.

 

Respecto a los medios mecánicos que deberá emplear la empresa, Barcenilla destacó que “si el pliego de 2004 recogía que la empresa debía presentar una flota de vehículos con una antigüedad no superior a dos años, el redactado en 2014 elimina esta condición”, y, a mayores, "se elimina la cláusula por la que si el material se estropea por negligencia, culpa o falta de conservación sería responsabilidad de la empresa. Por ello, apunta, a partir de ahora “será el ciudadano el que asuma su coste”.

 

Por todo ello, finalizó, con todas estas condiciones, como la que la nueva empresa debe presentar unas instalaciones para el material en un periodo no superior a un mes, que llevan a IU a considerar que el PP busca que “la concesionaria actual pueda seguir con el servicio”.