Investigadores desarrollan un sistema TIC de rehabilitación para pacientes con daño cerebral basado en realidad virtual

Investigadores de la Universitat Politècnica de València (UPV), everis y Hospitales NISA, con la participación de las empresas Bienetec, Previ e Inscanner, han desarrollado un sistema TIC de rehabilitación para pacientes con daño cerebral basado en la realidad virtual, bajo el nombre de Tehera, según ha informado la institución académica en un comunicado.

VALENCIA, 29 (EUROPA PRESS)



Se trata de una iniciativa "pionera" que da soporte a aspectos físicos, psicológicos y sociales del paciente, así como a sus cuidadores. Los primeros resultados con neuroimágenes de los pacientes rehabilitados a través de Tereha "prueban mejorías mantenidas en el tiempo".

Coincidiendo con el Día Internacional del Ictus, los investigadores han presentado los resultados de los ensayos del proyecto Tereha, una plataforma integral de telerehabilitación motora, cognitiva y asistencia psicológica, mediante el uso de Tecnologías TIC e Interfaces Naturales para pacientes de daño cerebral.

Los afectados han registrado mejorías "notables" en sus capacidades motoras y de comprensión, gracias a esta herramienta que favorece la motivación de los pacientes mediante la utilización de la realidad virtual y juegos en grupo con pantallas táctiles.

PRECIO ASEQUIBLE

Uno de los logros del proyecto Tereha es la tecnología que ha utilizado, que ha permitido desarrollar dispositivos a un precio "asequible" para los pacientes y que supondrá "acercar la rehabilitación al entorno domiciliario, facilitando así la continuidad y la universalidad del tratamiento, manteniendo los criterios de calidad asistencial y contribuyendo de esta manera al incremento del bienestar de la sociedad".

La presentación del proyecto, financiado por el CDTI, ha tenido lugar en Hospitales NISA Valencia al Mar, donde han llevado a cabo los ensayos con pacientes de daño cerebral.

La plataforma consta de tres módulos: rehabilitación motora, cognitiva y psicológica, y ha desarrollado "novedosos" dispositivos audiovisuales interactivos y juegos virtuales adaptativos para la actividad física y cognitiva.

Los ensayos están teniendo lugar con pacientes de daño cerebral con una duración de seis meses y se están llevando a cabo dos tipos de rehabilitación: motora y cognitiva. Por un lado, para la rehabilitación motora se han utilizado juegos de realidad virtual con tecnología Kinect, que simulan tareas que el paciente realiza cotidianamente, como clasificar ropa en cestos por colores o cocinar.

En estas situaciones, el usuario utiliza, no sólo las extremidades afectadas por la parálisis, sino también las no dañadas, ya que en su rutina de vida, debe aprender a coordinar ambas, ha explicado la misma fuente.

Por otro lado, para la rehabilitación cognitiva se ha desarrollado una mesa táctil para que puedan participar cuatro pacientes y sobre el que se han desarrollado varios juegos con diferentes objetivos. El director del Servicio de Daño Cerebral de Hospitales Nisa, Joan Ferri, ha destacado que el proyecto "permite la realización de ejercicios terapéuticos de forma interactiva, aumentando la motivación del individuo en su tratamiento y posibilitando la medición objetiva y el conocimiento del estado real del paciente y su avance".

COMPROBACIÓN CON RESONANCIAS

La mejoría de los pacientes tratados con uno de los dispositivos para la rehabilitación cognitiva (el juego denominado "escalada de conciencia") se ha podido probar con neuroimágenes, a través de resonancias magnéticas que demuestran su evolución positiva mantenida en el tiempo. El proyecto finaliza en diciembre de 2013 y contará, además, con una plataforma de ayuda médica, psicológica y asistencial online.

Otra de las ventajas es que genera autonomía en los propios pacientes, ya que ellos mismos "eligen los juegos de rehabilitación, en función de lo que les resulta más fácil de manejar, y además se motivan al poder competir con sus compañeros". En los ensayos se ha visto "claramente" que éste es un factor "clave" para la recuperación, el aliciente y la motivación por realizar los juegos de rehabilitación cognitiva con sus compañeros, en los que se establecen estrategias, les da las herramientas para poder manejar la situación y les crea el aliciente de continuar y superarse.

A través de la motivación de los juegos en grupo con pantallas táctiles, de la compresión de su situación actual y del componente lúdico de los sistemas TIC de rehabilitación virtual, Tereha permite que los pacientes sean "más realistas" respecto a sus expectativas de futuro, lo que "contribuye notablemente a su avance y ayuda a que sus familiares encuentren métodos para ayudarles, evitando así la impotencia que sufren en la actualidad".

Mariano Alcañiz, director del Labhuman-I3BH de la UPV, ha recalcado que el proyecto "ha dado lugar a herramientas que intentan rehabilitar no sólo déficits motores o cognitivos, sino también fortalecer otros conceptos como la conciencia de enfermedad o la atención a las familias, procesos clave en la rehabilitación de los pacientes y que raramente son contemplados en este tipo de proyectos".

Esto sólo ha sido posible a partir de la colaboración entre especialistas tecnológicos y clínicos, "donde realmente ha radicado el éxito de este proyecto". Según Catalina Jiménez, responsable en everis del proyecto, éste es un "un claro ejemplo de las posibilidades que las Tecnologías de la Información y la Comunicación como la realidad virtual, la realidad aumentada, Internet o los sistemas móviles pueden ofrecer a la investigación sanitaria".