Imágenes de madre e hija juntas a una hora que se supone ya había desaparecido

Además de estas imágenes, recogidas por una cámara cercana a la casa donde vivían, existen otra serie de pruebas que puede resultar incriminatorias. 

Imágenes grabadas por la cámara de un local ubicado en el casco urbano de Santiago de Compostela, en una zona próxima a la casa de la niña de 12 años hallada muerta el pasado domingo, muestran a Asunta Basterra y a su madre, la abogada Rosario P.O., de 44 años de edad, a una hora posterior a la que se supone que la menor ya había desaparecido.

 

Según han informado a Europa Press fuentes de la investigación, la Guardia Civil dispone de unas imágenes en las que aparecen las dos a una hora posterior a la supuesta desaparición de Asunta Basterra, que según el relato de la madre se situaría entre las 19.00 y las 21.00 horas del sábado.

 

Las imágenes fueron grabadas por las cámaras de un negocio cercano al inmueble situado en la calle Doctor Teixeiro, donde Asunta Basterra vivía con su madre de adopción. La desaparición de la niña fue formalmente denunciada por sus padres ante la comisaría de la Policía Nacional en Santiago de Compostela en torno a las 22.30 horas del pasado sábado.

 

Estas imágenes son una de las principales pruebas incriminatorias que aceleraron la decisión de detener a la madre de la pequeña la misma mañana de este martes, poco después de que en el tanatorio de Boisaca concluyese la incineración del cuerpo de la pequeña.

 

Según las fuentes consultadas, en un primer momento, cuando la Guardia Civil le comunicó a Rosario P.O. el hallazgo del cadáver de su hija adoptiva percibieron algunas "incoherencias" en su relato de los hechos que rodearon la desaparición de Asunta, pero lo atribuyeron a su estado de shock.

 

OTRAS PRUEBAS 

 

No obstante, aparte de la permanencia de estas "incongruencias", la Guardia Civil se hizo con pruebas como estas imágenes, que acabaron por desencadenar su detención. A mayores, los agentes que se encargan de la investigación del caso han recabado también otras pruebas físicas en la casa de que la familia dispone en el municipio de Teo (A Coruña), "entre otros sitios".

 

Entre los varios registros realizados y las inspecciones oculares en diversos puntos, una de las pruebas recabadas son unos cordeles de pacas que fueron encontrados junto al cadáver de la niña, y que, según han indicado fuentes de la investigación a Europa Press, se correspondían con el mismo tipo de cordel que había en la casa del municipio de Teo.

 

De esta forma, se han recogido "objetos que relacionan a la detenida" con la muerte de la hija, una niña de 12 años de origen chino, cuyo cuerpo fue localizado a las 1.30 horas del domingo en una pista forestal del lugar de Cacheiras.

 

Rosario P.O. permanece desde las 14.00 horas de este martes en el cuartel de Lonzas, en A Coruña. La Guardia Civil la detiene como posible autora de un supuesto homicidio doloso e intentará tomarle declaración antes de que pase a disposición del Juzgado de Instrucción Número 2 de Santiago de Compostela. Al tratarse de una detención de carácter policial, existe un plazo de 48 horas, prorrogable a 72, para prolongar esta detención.

 

En caso de que la detenida acceda a comparecer ante la Guardia Civil, deberá estar asistida por un abogado para que su testimonio pueda ser posteriormente incorporado a la instrucción judicial, ya que si no es así, esta declaración no podría ser utilizada por el juez para establecer los cargos que se le imputen.

 

INVESTIGACIÓN AÚN ABIERTA

 

No obstante, las fuentes de la investigación consultadas consideran aún abierta la investigación porque "quedan cabos por atar", pese a la detención de la madre de la niña, de forma que no se descartan más actuaciones que podrían implicar a nuevas personas.

 

La autopsia que se le practicó al cuerpo de la niña descartó que hubiese sufrido agresión sexual y la hipótesis de la causa de la muerte se dirigió hacia la asfixia. Aparte de intentar determinar mediante análisis toxicológicos si la menor ingirió algún tipo de sustancia sedante.