Huellas organizó un mercadillo de objetos usados para poder terminar su dispensario veterinario

La Protectora de Animales de Ávila, Huellas, ha celebrado este domingo 29 de junio su mercadillo tradicional de objetos usados con el objetivo de recaudar fondos para la terminación del dispensario veterinario que les permitirá mejorar sus instalaciones y ahorrar gastos.

Entre las diez de la mañana y las ocho de la tarde de este domingo, en la Plaza de Adolfo Suárez, la Asociación Protectora de Animales de Ávila, Huellas, ha celebrado otro de sus mercadillos tradicionales, poniendo a la venta objetos donados por amigos y colaboradores a fin de recaudar fondos para terminar la obra del dispensario veterinario.

 

Decoración y menaje, ropa, libros, juegos para niños, y correas y collares para los animales de compañía, entre otros objetos en perfecto estado, han podido comprarse a un módico precio que irá a la hucha de la construcción de un dispensario veterinario en el refugio de la Protectora

.                                     

En el centro de recogida y adopción, los animales perdidos o abandonados reciben, en primer lugar, la atención veterinaria que requieren en el momento de ser recogidos, y reciben un control veterinario exhaustivo y un tratamiento estricto de las heridas, malnutrición, parásitos, así como vacunaciones, analíticas, etc.

 

A continuación los animales necesitan los cuidados imprescindibles: alimentación, ejercicio, cariño y todo lo necesario para su recuperación física y emocional, a fin de poder ser reintegrados pronto en una nueva familia.

 

En estos momentos la Protectora de Animales Huellas tiene 194 perros y cerca de 50 gatos. Ningún animal es sacrificado excepto por razones de compasión con su sufrimiento. Una cifra media de 300 perros y 100 gatos al año se recogen y recuperan por esta asociación en Ávila y municipios anejos.