Herrera presenta unas cuentas para 2011 que se han recortado en un 10%

Disminución. El presidente de la Junta planteará unos presupuestos “muy restrictivos” que sin embargo no aumentarán la presión fiscal. Deducciones. Del 15 por ciento para obras en viviendas e inmuebles
ical
El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León dará luz verde hoy, en reunión extraordinaria, al proyecto de Ley de Presupuestos Generales de la Comunidad para 2011, que podrían situarse en torno a los 9.500 millones de euros, un 9,5% menos que este año, dado que el presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, ya anunció durante el Debate sobre el Estado de la Comunidad que sufrirían un recorte cercano a los 1.000 millones de euros.

Así, 2011 será el segundo año consecutivo en que disminuirán las cuentas de la Comunidad, después de que este ejerció sufrieran por primera vez en la historia un recorte, que fue del 0,09 por ciento, hasta los 10.575 millones de euros. Para 2011 el Gobierno autonómico prevé unas cuentas “muy restrictivas”, pero donde se apoyará “decididamente” a la inversión productiva, según explicó ayer la consejera de Hacienda, Pilar del Olmo, quien concretó que el trasvase de inversión hacia las empresas públicas será “tan importante” como el de este año.

El jefe del Ejecutivo regional ya advirtió ayer de que los presupuestos serán “muy exigentes y restrictivos” aunque, señaló que no conllevarán un incremento de la presión fiscal a los ciudadanos. Herrera explicó, en este sentido, que desde la Junta van a tener que ser “muy coherentes y muy consistentes con los objetivos, teniendo en cuenta que hay una prioridad que es el cumplimiento de los objetivos de estabilidad de las comunidades autónomas”.

Precisamente, la consejera de Hacienda ya anunció a finales de septiembre que la Junta introducirá deducciones fiscales del 15 por ciento en 2011 para obras y reparación de la vivienda habitual y para reformas en inmuebles de más de 30 años que se quieran adelantar a la inspección obligatoria de los 40 años, así como por la contratación de un cuidador para menores de cuatro años y para acogerse al permiso de paternidad cuando implique la suspensión del contrato de trabajo o la interrupción de la actividad.

Otra de las novedades de la normativa será la reducción del sector público autonómico, que adelgazará en un 20 por ciento al pasar de 16 empresas y fundaciones actuales a 13 en 2011, en especial por la fusión de la Agencia de Inversiones y Servicios y Ade Financiación en la Agencia de Innovación y Financiación Empresarial.

La deducción de un 15 por ciento en el Impuesto de la Renta de las Personas Físicas, con un máximo de 10.000 euros por contribuyente, cuando se realicen obras y mejoras en la vivienda habitual es la medida que destacó en especial la consejera, por dirigirse a activar el sector y atacar el fraude fiscal, ya que los beneficiarios deberán presentar la factura de la reforma para poder desgravar.