Fomento incluye en su plan de infraestructuras las autovías del Duero y de La Plata y el AVE a Galicia y Asturias

El Ministerio destinará una inversión global de 225.000 millones, 77.400 de los cuales destinados a Alta Velocidad y carrteras

El Ministerio de Fomento presentará el próximo mes de julio un nuevo Plan de Infraestructuras, Transportes y Vivienda (PITVI) en el que incluirán algunas obras como las autovías del Duero y de La Plata, así como el AVE a Galicia y Asturias.

Dicho plan contemplará una inversión global de unos 225.000 millones de euros y contará con horizonte de ejecución hasta 2024. El plan tendrá tres vías de financiación: las aportaciones presupuestarias, los fondos europeos y la participación del capital privado, según detalló la titular de Fomento, Ana Pastor.

De la inversión total prevista para el nuevo plan, 52.403 millones de euros se destinarán a carreteras, capítulo donde el principal objetivo será finalizar los itinerarios ya empezados para completar el mallado de la red, "optimizar su mantenimiento y mejorar la seguridad vial".

Así, del presupuesto para carreteras, 18.668 millones se emplearán en la construcción de 3.500 kilómetros de vías que permitan completar alrededor de unas cuarenta autovías, entre ellas la de La Plata, la del Cantábrico o la Autovía del Duero.

Por otra parte, el AVE contará con inversiones de 25.000 millones de euros. La conexión a Galicia acaparará la mayor partida, de 8.517 millones de euros, el importe estimado por Fomento para concluir y poner en servicio esta línea.

Asimismo, distintas actuaciones en el Corredor Mediterráneo coparán 6.543 millones de euros, la conexión por Alta Velocidad de las tres capitales vascas, la denominada 'Y' vasca, contará con una inversión de 4.323 millones, el AVE a Extremadura 2.651 millones de euros y el enlace a Asturias, 1.719 millones más.
AVE

La construcción de líneas de Alta Velocidad ferroviaria (AVE) y la construcción y mantenimiento de carreteras coparán 77.400 millones del monto inversor global, un importe aproximado estimado por los técnicos Fomento a expensas de realizar el oportuno análisis macroeconómico y de concretar los recursos que provendrán de Europa y del sector privado.

Durante su primera comparecencia en el Congreso, Pastor se comprometió a que el nuevo plan primará el "rigor económico a la hora de priorizar las inversiones" públicas y garantizará que todas las infraestructuras que promueva el Ministerio "mejoren la calidad de vida de los ciudadanos y aumenten la productividad del país".

"El tiempo de las obras faraónicas, de los convenios sin dinero y de los aeropuertos sin tráfico ha terminado", advirtió la ministra, que apostó así por mantener una "esfuerzo inversor estable y no invertir menos, sino mejor".

Llamada al capital privado
Con el fin de garantizar la participación de la inversión privada, Fomento "potenciará la participación de agentes de los mercados de capitales, como son los fondos de inversión". Además, articulará un nuevo modelo de concesional que garantice la viabilidad de este sistema, regulando el régimen de propiedad de los terrenos expropiados o los casos de rescate de las infraestructuras.

Fomento elabora el PITVI junto con el Ministerio de Hacienda, "a partir del examen de la situación actual y de la valoración rigurosa de las necesidades de la sociedad".

Sustituirá a la actual planificación de Fomento, articulada en el Plan Estratégico de Infraestructuras y Transportes (PEIT) y el Plan Estratégico de Infraestructuras (PEI), "programas que no se han cumplido ni en actuaciones, ni en dotaciones presupuestarias", indicó Pastor.

Otros 1.265 millones de euros del presupuesto de carreteras se emplearán en la ampliación de las vías existentes y el resto, a actuaciones en la red convencional, en los entornos urbanos, en las conexiones a puertos y aeropuertos, y a seguridad vial.

En nuevo plan de infraestructuras contempla además una inversión anual de 450 millones de euros para modernizar la red ferroviaria convencional y otros 860 millones al año para su mantenimiento.

Otra de los principales focos de inversión será la red de puertos públicos, que contarán con inversiones de unos 2.000 millones de euros, según detalló la ministra de Fomento.

En su primera comparecencia en el Congreso, Pastor manifestó su disposición al diálogo con el resto de administraciones, con los agentes del sector y con todos los partidos políticos, a los que propuso la consecución de un gran Pacto de Estado por las Infraestructuras y la Vivienda para consensuar una agenda de actuaciones en estas materias.