Ferrari confirma oficialmente la marcha de Fernando Alonso

La escudería italiana confirma en Twitter que el piloto asturiano se marcha después de cinco temporadas.

La escudería Ferrari ha confirmado este jueves que el piloto español Fernando Alonso abandonará el equipo al final de la presente temporada después de cinco años vestido de rojo. "Después de cinco años, 1.186 puntos, 44 podios y 11 victorias, ¡Alonso dejará Ferrari!" anunció la 'Scuderia' a través de su cuenta en Twitter (@ScuderiaFerrari).

 

A solo un día de que comience el Gran Premio de Abu Dhabi, última carrera de la temporada, Ferrari y Alonso confirmaron la ruptura de una relación mucho menos fructífera de lo que ambas partes pensaban al inicio. Tres subcampeonatos mundiales en cinco años es el bagaje que deja la aventura del ovetense vestido de rojo. Tras debut en Minardi, los días de vino y rosas en Renault, el convulso paso por McLaren y una segunda etapa de transición en la marca del rombo, Alonso llegó a la 'Scuderia' en 2010 lleno de ilusión por emular la época gloriosa de Michael Schumacher y sus cinco Mundiales consecutivos, pero los continuos problemas internos y la dictadura de Red Bull esfumaron progresivamente este sueño.

 

El primer golpe duro llegó ya en la temporada inicial, en la que Alonso llegó como líder a la última cita en Abu Dhabi. Un error de estrategia de Ferrari, que decidió marcar de cerca a Mark Webber, dejó vía libre a la victoria de Vettel. Al español le bastaba con ser cuarto para proclamarse campeón por tercera vez, pero no pudo superar el tapón de Vitaly Petrov y finalizó séptimo, nadando para morir en la orilla.

 

Tras olvidar este desengaño, renovó con Ferrari hasta 2016 y aseguró que sería el último equipo de su carrera, redoblando una confianza que no encontró respuesta en el monoplaza que diseñaron para él en Maranello. Fue un 2011 frustrante en el que nunca pudo pelear con los mejores y que concluyó cuarto en el Mundial de pilotos.

 

El inicio de la temporada siguiente tampoco fue alentador, pero logró resurgir con tres triunfos consecutivos en Malasia, Valencia y Alemania para situarse líder antes del parón veraniego. Vettel logró darle la vuelta a la situación y llegar como líder a la última carrera del año en Brasil, donde se repitió la historia dos años después y Alonso se quedó con la miel en los labios por solo tres puntos.

 

Fue la última gran oportunidad del asturiano como piloto de Ferrari, ya que estas dos últimas temporadas no ha tenido opciones de gloria, en 2013 por la inmensa superioridad de Vettel, que ganó las últimas nueve carreras del curso, y esta temporada por lasuperioridad de Mercedes, pero, sobre todo, por el propio bajón del equipo italiano, que ha vivido un progresivo desmoronamiento traducido en marchas ilustres: primero Stefano Domenicali, después Luca Cordero di Montezemolo y, ahora, Fernando Alonso.

 

A sus 33 años, Alonso siente que aún tiene un tercer Mundial en su manos para emular a su adorado Ayrton Senna y todo apunta a que lo buscará con la misma combinación que su ídolo: estructura McLaren y motor Honda. "Lo mejor está por llegar", ha repetido insistentemente en las últimas semanas, dejando claro su confianza en un proyecto que no se confirmará antes del 1 de diciembre, como ha asegurado el equipo británico, donde aún militan Jenson Button y Kevin Magnussen.

Noticias relacionadas