Fernando Rodero asegura que Ávila es una provincia que sufre

El Procurador Socialista en las Cortes de Castilla y León, Fernando Rodero.

El Procurador Socialista en las Cortes de Castilla y León ha hecho un recorrido por diferentes temas, como es la inversión pública, el empleo, la situación en el campo o los incendios forestales, para argumentar que la provincia abulense es la última en muchos casos para la Junta de Castilla y León y el Gobierno de España.

El Procurador Socialista en las Cortes de Castilla y León, Fernando Rodero, ha denunciado la situación que vive la provincia en varios ámbitos, que van desde la inversión pública hasta el empleo y destacando el panorama que existe en el campo abulense, con una conclusión clara por la que asegura que “Ávila es una provincia que sufre”.

 

En el tema de la inversión pública, según los datos aportados por Rodero “en el primer semestre de 2014 ha sido de 5,54 millones de euros”, es decir, “un 38% menos que en 2013”, lo que “demuestra que somos los últimos, como ya pasó en 2013”.

 

En el terreno laboral, Rodero mostró su “solidaridad” con “los trabajadores y la defensa sindical” por “el incremento del 17,6% en Ávila de accidentes laborales, con 79 casos más”, que se achacó a “la desregulación laboral y los recortes”.

 

El procurador abulense también quiso mostrar su solidaridad y apoyo a los agricultores y ganaderos de la provincia de Ávila “que en esta época comprueban una vez más lo poco se valora su trabajo y dedicación”, sobre todo en referencia al precio del cereal, que se sitúa “en cotas más bajas que hace quince años”, lo que hace de su trabajo “un regalo social”.

 

En este contexto, también se ha referido a los “retrasos en las subvenciones y en las indemnizaciones en el sector agro-ganadero” en temas como “el lobo y los seguros propuestos por la Junta, el céntimo sanitario o los Fondos del Programa de Desarrollo Rural”.

 

Finalmente, Rodero hizo referencia al tema de los incendios, del que apunta que “se trata de otra desinversión”. Tal y como expuso, “somos la quinta provincia con más superficie forestal y la séptima en forestal arbolado” y, sin embargo, “Ávila ha perdido desde el 2009 casi dos millones de euros en inversión de lucha contra incendios”, por lo que “se coloca entre las provincias con mayor vulnerabilidad y riesgo potencial de incendios junto a Soria, Burgos y Salamanca”. Según explicó, “la distribución y escasez de las torretas de vigilancia no es la adecuada” y “la frecuencia de incendios en Valladolid es Muy Baja o Baja siendo León Zamora y Ávila quienes albergan las zonas con mayor porcentaje de incendios”, por lo que “no es entendible que allí tengan más recursos”.

Documentos relacionados