Feacyl muestra "preocupación" por la disminución de autónomos en el RETA y pide acceso al crédito y menor presión fiscal

La Federación de Autónomos de Castilla y León (Feacyl) ha analizado con "preocupación" los datos de afiliación al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA), correspondiente al primer trimestre de 2013 dado que el saldo entre altas y bajas deja 1.547 empresarios autónomos menos, un 2,11 por ciento menos que en el mismo periodo del año anterior en el que el Régimen perdió 1.580 afiliados.



VALLADOLID, 8 (EUROPA PRESS)



Feacyl ha señalado que a pesar de que el ritmo de cierre de negocios se ha "desacelerado", para el presidente de Feacyl, Javier Cepedano, es necesario, ante este escenario de decrecimiento económico, la puesta en marcha de medidas políticas y financieras que posibiliten el acceso de los empresarios autónomos al crédito, "así como la imperiosa necesidad de que se reduzca la presión fiscal".

Aunque aún quedan por desarrollar nuevos aspectos dentro del marco de apoyo a las vocaciones empresariales, para Cepedano es "prioritario" agilizar la puesta en marcha de las medidas de la Estrategia de Emprendimiento y Empleo para revertir la "sangría de empresas" que sufre la Comunidad desde los últimos cinco años.

Así, el presidente de Feacyl, Javier Cepedano, recuerda que de forma paralela hay que prestar atención a los empresarios autónomos, generadores de empleo, y "que siguen aguantando a duras penas, las consecuencias de esta grave crisis". Por ello ha insistido en pedir el cumplimiento de la Ley de Morosidad.

Feacyl ha recordado que construcción (-904), reparación de vehículos (-240) y hostelería (-216) han sido los sectores que en el primer trimestre de 2013 mayor número de afiliados al RETA han perdido. Al otro lado, en el de sectores que ganan empresarios autónomos están el de las actividades sanitarias y de Servicios Sociales (76), educación (63) y agricultura y ganadería (34).

Por provincias, destaca que es León (-358) la que mayor número de autónomos pierde, seguida de Valladolid (-252), Burgos (-214), Zamora (-154), Segovia (-147), Salamanca (129), Ávila (-121), Palencia (-95) y Soria (-74). Todas las provincias han bajado el ritmo de cierre de negocios salvo León, Salamanca y Segovia.