Exteriores trata de localizar a 14 españoles en Filipinas

José Manuel García Margallo

El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación trata de localizar a 14 españoles en la zona de Filipinas afectada por el tifón 'Yolanda', ha admitido este miércoles el jefe del departamento, José Manuel García-Margallo.

Se trata de 10 turistas y de cuatro residentes cuya "suerte" desconoce el departamento, ha informado el ministro en declaraciones a los medios de comunicación en los pasillos del Congreso, donde esta mañana ha defendido la partida que el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) prevé para su Ministerio en 2014.



García-Margallo ha pedido "no alarmarse demasiado" por el hecho de no haber podido contactar todavía con estos 14 españoles, ya que, ha recordado, las líneas telefónicas están caídas en la zona afectada por el tifón, cuya fuerza devastadora ha sido "tres veces y media" más de lo que supuso el Katrina.



En el área de Bisayas golpeada por el tifón residen unos 645 españoles. De momento no se tiene constancia de que haya víctimas mortales entre ellos, pero la mayoría ha sufrido "gravísimos daños" en sus propiedades, ha señalado el ministro.



Además de los residentes, hay 15 turistas en la zona. El Ministerio tiene localizados solo a cinco de ellos.



El departamento ha activado la sala de crisis de la Unidad de Emergencia Consular, donde pueden llamar aquellos familiares o amigos preocupados por la suerte de sus allegados en Filipinas. Personal del Ministerio les atiende en el teléfono 91 394 89 00.



Los españoles en situación de emergencia en Filipinas deben llamar en cambio a este otro número: 09 17 826 60 46.



Tanto la Embajada como los servicios consulares y el personal de la Oficina Técnica de Cooperación en Filipinas trabajan día y noche intentando contactar con todos los españoles para poder informar a sus familias, ha añadido el ministro.



DOS AVIONES CON AYUDA HUMANITARIA



García-Margallo ha recordado que la cooperación española ha decidido enviar dos aviones a Filipinas con ayuda humanitaria. El primero de ellos lleva 15 toneladas de material para atender a unos 2.500 damnificados, entre tiendas de campaña, lonas impermeables, mosquiteras e instrumentos para potabilizar agua. La carga la aportan Acción contra el Hambre y Cruz Roja, junto con la AECID.



La segunda aeronave, que movilizan Cruz Roja y la AECID, lleva 40 toneladas de material para suministrar agua potable a 70.000 personas al día.



En los aviones viajan cuatro técnicos de la agencia que evaluarán sobre el terreno qué necesidades se precisan. El ministro ha valorado la carga de las dos aeronaves en unos 631.000 euros.



Además de participar en el envío de estos dos aviones, la AECID ha desembolsado 200.000 euros. De ellos, 50.000 se destinarán a la Oficina Técnica de Cooperación, para que compre allí material de ayuda. El resto se donará al Fondo de Respuesta de Desastres de Cruz Roja Internacional.