Experiencia e idiomas, imprescindibles para aspirar a 8.000 empleos en Semana Santa

El Cristo del Amparo, talla de la Hermandad de Penitencia, conocida como 'capas pardas'. Foto: F. Oliva

Las celebraciones están detrás de 7.923 empleos que se generarán en transporte, hostelería y servicios.

La celebración de la Semana Santa generará este año más de 160.700 contratos en toda España, 7.923 de ellos en Castilla y León, un 17 por ciento más que el año pasado, según las previsiones de la compañía de recursos humanos Randstad. En concreto, prevé que la Semana Santa de 2016 genere más de 160.700 puestos de trabajo en los tres sectores que más se ven impactados con la llegada de esta festividad, como son transporte, hostelería y actividades artísticas y recreativas.

 

Esta cifra supone un aumento del 16,9% respecto a 2015, comparando los meses de marzo y abril, cuando se firmaron 137.470 contratos. Las previsiones de Randstad apuntan a que la Semana Santa de 2016 será una de las mejores en términos de contratación de la última década. La compañía explica que la estacionalidad ligada a esta época motiva que la contratación temporal sea una de las preferidas por las empresas para reforzar sus plantillas ante el aumento derivado, principalmente, del sector servicios.

 

El turismo, tanto nacional como internacional, impulsa el transporte, con la necesidad de reforzar diversas infraestructuras, como aeropuertos o estaciones, la hostelería y la restauración, principalmente.

 

 

LA CONTRATACIÓN AUMENTARÁ EN TODAS LAS COMUNIDADES

 

Uno de los aspectos que más llama la atención de las previsiones de Randstad es que todas las comunidades autónomas reflejan aumentos de la contratación cuando se compara con los datos de 2015, sin excepción. De hecho, 15 de las 17 comunidades registran aumentos por encima de los dos dígitos. La Rioja (+33,5%), Comunidad Valenciana (+25,5%) y Extremadura (+25,2%) son las regiones que experimentarán un crecimiento más pronunciado respecto a los datos de 2015. Le siguen Cantabria, Castilla-La Mancha y Euskadi, todas ellas con variaciones positivas por encima del 20%. A nivel nacional, por su parte, la tasa se sitúa en el 16,9%.

 

A pesar del crecimiento generalizado previsto en la contratación de Semana Santa, destacan los datos de Baleares (+1,6%) y Galicia (+8,1%), ya que son las dos únicas regiones con incrementos por debajo de los dos dígitos. Mientras, Andalucía y Canarias se sitúan en el entorno del 11%.

 

El informe de Randstad pone de manifiesto que existen a nivel nacional tres polos principales de contratación: Cataluña, Madrid y Comunidad Valenciana, que acumulan 74.300 contratos, lo que supone el 46% del total de incorporaciones. A continuación se encuentran Murcia y Andalucía, con 19.700 y 16.280 contratos, respectivamente.

 

 

IDIOMAS Y EXPERIENCIA

 

Randstad indica que las empresas que incorporarán nuevos trabajadores durante Semana Santa buscan profesionales que cubran las necesidades derivadas del aumento de negocio, debido al pico estacional que genera, principalmente, el aumento del turismo.

 

Por ello, demandan perfiles de empleados que cuenten con experiencia previa, para una rápida adaptación al puesto. El hecho de haber trabajado anteriormente en  empresas similares o del mismo sector reduce el tiempo de formación necesario y aumenta la eficiencia en el puesto de trabajo. 

 

Por otra parte, este aumento del turismo internacional provoca que el dominio de idiomas sea una característica fundamental para muchos de los puestos de trabajo que se ofertan. En este sentido, el inglés es indispensable para muchos de ellos, por tratarse de un idioma básico en hostelería, restauración y refuerzo de infraestructuras de transporte.

 

Además, se detecta un aumento de la importancia que se otorga a la capacidad del candidato de desarrollar su actividad en otros idiomas, tanto europeos, como francés o alemán, como en ruso, chino, o árabe, ya que ha aumentado el número de visitantes de estos países en los últimos años.

 

"Los contratos de duración determinada que surgen durante esta época del año suponen una opción para acceder a un puesto de trabajo que aumente la empleabilidad de los candidatos más jóvenes, o de aquellos que están formándose y disponen de días libres" y  "supone una nueva oportunidad de volver al mercado laboral para los profesionales desempleados, independientemente del tiempo que hayan estado en esta situación", subraya Randstad.