Escándalo sexual en el centro Penitenciario de Brieva

La prisión de mujeres del municipio abulense de Brieva se habría visto envuelta en un escándalo que tendría como ingrediente principal las relaciones sexuales no consentidas, pero también el alcohol y las drogas, según publica este martes el diario El Mundo. El viernes declaran en el Juzgado de Instrucción nº1 de Ávila cuatro funcionarios imputados.

Cuatro funcionarios de la carcel de mujeres de Brieva declararán este viernes en el Juzgado de Instrucción nº1 de Ávila como imputados por presuntos abusos sexuales a siete reclusas, según la información que publica este martes el diario El Mundo.

 

De acuerdo con esta información, la dirección del centro penitenciario abrió una investigación a raíz de una denuncia formulada por una reclusa en noviembre de 2013, lo que dio lugar a nuevas denuncias, la mayoría procedentes de internas extranjeras. Las denuncias involucran a más funcionarios en una historia en la que también aparece por medio el alcohol y el hachís, introducido de manera ilegal en la cárcel.

 

Según un testimonio recogido por la inspección de Instituciones Penitenciarias y que señala El Mundo en su información, uno de los funcionarios denunciados le ofreció a una presa 80 euros a cambio de sexo y le ofreció incluso su vivienda en Salamanca cuando saliera de permiso.

 

Otro de los imputados opta por rozar y tocar a las mujeres o por hacerlas regalos, como perfumes, hachís o tarjetas para teléfonos, ya que los móviles están prohibidos en las prisiones pero llegan a introducirse en las prisiones de diferentes maneras, a veces por vía rectal.

 

Cada uno de los imputados utiliza con sus presuntas víctimas un estilo diferente, según fuentes del penal a las que se refiere El Mundo. Así, mientras que uno de los implicados es autoritario y otro puede ser amistoso, las denuncias contra un tercero constatan un elevado número de relaciones forzadas, complicando su situación personal el hecho de que su esposa también es funcionaria de prisiones.

 

Emerge en las primeras declaraciones de las mujeres la participación en los abusos de un cuarto funcionario, y también la confusión de algunas de las denunciantes, que explican que en alguna ocasión "las presas se aprovechan de los funcionarios" (...) y no faltan casos en que un funcionario es perseguido por una reclusa para tener sexo.

 

Los cuatro funcionarios imputados prestarán declaración este viernes en el Juzgado de Instrucción nº1, no en el 2, como señala erróneamente El Mundo, a partir de las 11 de la mañana.