El Supremo acepta la audiciĂłn de algunas escuchas de "GĂźrtel" a puerta cerrada

Ha aceptado la audiciĂłn de algunas de las conversaciones intervenidas siempre que sean concretadas por la defensa del juez

La Sala de lo Penal que juzga a Baltasar GarzĂłn por autorizar las escuchas a los abogados del 'caso GĂźrtel' ha rechazado que la Sala del 61 del Tribunal Supremo actĂşe como tribunal de apelaciĂłn en caso de condena, aunque ha aceptado la audiciĂłn a puerta cerrada de algunas de las conversaciones intervenidas siempre que sean concretadas por la defensa del juez.

Ésa ha sido una de las cuestiones previas al juicio que han sido aceptadas por el tribunal, presidido por el magistrado Joaquín Giménez, que juzga la posible intervención ilícita de las conversaciones que mantuvieron en prisión los cabecillas de la 'trama Gürtel' con sus abogados en prisión.

La Sala tambiĂŠn ha aceptado la declaraciĂłn, en calidad de testigo, del funcionario del juzgado de GarzĂłn liberado para el 'caso GĂźrtel', Vicente Maroto, que alertĂł a algunos letrados de que sus comunicaciones estaban siendo grabadas.

No obstante, los magistrados han rechazado las recusaciones de los magistrados Luciano Varela -instructor de la causa por la investigaciĂłn de los crĂ­menes del franquismo- y Manuel Marchena -instructor de los cobros de Nueva York-, que han vuelto a ser formuladas por la defensa del juez imputado, ejercida por el abogado sevillano Francisco Baena Bocanegra, al dudar de su imparcialidad.

En cuanto a la posibilidad de facultar a la Sala del 61 para revisar el recurso de apelaciĂłn del aforado, el tribunal ha enfatizado que se trata de un "tema recurrente" que ya ha sido planteado con anterioridad. En cualquier caso, ha obviado entrar en este debate ya que la legislaciĂłn no contempla esta competencia de la Sala Especial, "guste o no guste".

En palabras del magistrado JoaquĂ­n GimĂŠnez, se trata de una cuestiĂłn que corresponderĂĄ revisar al Parlamento al constituir "un debate doctrinalmente abierto". El tribunal tambiĂŠn ha desestimado aportar como prueba de la defensa una relaciĂłn de sentencias en las que se haya condenado anteriormente a algĂşn juez por la realizaciĂłn de escuchas.

En cuanto a la audiciĂłn de las conversaciones intervenidas en prisiĂłn, ha solicitado que las partes acoten los fragmentos que creen necesarios que el tribunal escuche a puerta cerrada por su interĂŠs.

La Sala ha suspendido la prolongaciĂłn del juicio hasta las 17.00 horas, cuando previsiblemente se reanudarĂĄ con el interrogatorio de GarzĂłn, que se enfrenta a un mĂĄximo de 17 aĂąos de inhabilitaciĂłn por un delito continuado de prevaricaciĂłn y otro de uso de artificios de escucha y grabaciĂłn con violaciĂłn de las garantĂ­as constitucionales.

El tribunal se encuentra ademĂĄs formado por el magistrado Luciano Varela, Manuel Marchena, AndrĂŠs MartĂ­nez Arrieta, Miguel Colmenero, Francisco Monterde y Juan Manuel Berdugo. El presidente es JoaquĂ­n GimĂŠnez y el ponente de la sentencia serĂĄ Colmenero.

En esta causa, en la que se pide para GarzĂłn hasta 17 aĂąos de inhabilitaciĂłn, se juzga si el titular del Juzgado Central de InstrucciĂłn nĂşmero 5 prevaricĂł al dictar en febrero y marzo de 2009 los dos autos que ordenaron la intervenciĂłn de las comunicaciones de la trama de corrupciĂłn que salpicĂł a cargos del PP.