El superávit del sector turístico se sitúa en los 5.000 millones hasta marzo, un 3,7 por ciento más

De enero a marzo, se ingresaron 7.606,3 millones de euros por turismo
El sector turístico y de viajes registró un superávit de 5.061 millones de euros en los tres primeros meses de 2012, lo que supone un aumento del 3,7% con respecto al alcanzado en el mismo periodo del año anterior, según los datos de la balanza de pagos difundida por el Banco de España.

No obstante, el crecimiento de la actividad turística se ha moderado en estos meses, después de que arrancara el año con subidas del 8,6% en enero y del 6,2% en febrero.

De enero a marzo, se ingresaron 7.606,3 millones de euros por turismo, solo un 0,5% más que hace un año, frente a los 7.567,3 millones de euros de los tres primeros meses de 2011, y de unos pagos de 2.545,4 millones de euros, un 5,3% menos, frente a los 2.688,8 millones de euros del año anterior.

En marzo, el superávit del sector alcanzó los 1.854,5 millones de euros, un 0,3% menos, como consecuencia de unos ingresos de 2.687 millones de euros, un 1,7% menos, y unos pagos un 4,4% más bajos, hasta 832,5 millones de euros, con respecto a los 871,7 millones realizados un año antes.

En su último boletín, el banco emisor ya apuntó que la fortaleza de los ingresos reales por turismo se vio interrumpida en el primer trimestre, con una caída del 1% según los datos de la Contabilidad Nacional Trimestral (CNTR), frente a los aumentos de los dos años anteriores, en consonancia con la "ralentización" de la economía de algunas países de la UE.

De hecho, los indicadores del sector correspondientes al mes de abril ya anticipan que esta tendencia de descenso continúa. Parte del retroceso se debe a la mitigación del trasvase de visitantes desde la cuenca Sur del Mediterráneo hacia España por el efecto de la 'Primavera Árabe', cuyos efectos comenzaron a reflejarse, con el consecuente beneficio para nuestro país, justo hace un año.

España recibió 4,5 millones de turistas en abril retornando al nivel de llegadas de 2009, tras encadenar meses positivos, con un leve aumento del 1,1% en los cuatro primeros meses del año. Los turistas extranjeros gastaron un 4,3% menos ese mes, primera caída mensual en 13 meses, consecuencia directa de una disminución tanto en la llegada como en la estancia media.

Las pernoctaciones hoteleras cayeron casi un 5% en abril, mientras que las extrahoteleras descendieron un 7,7%, por el retroceso de la demanda nacional principalmente.

Debilidad en el mercado nacional
Los hoteleros ya han mostrado su preocupación por estas cifras. El final de la denominada 'Primavera árabe' y la atonía del mercado nacional, puede provocar un recorte en las reservas turísticas que puede rondar del 4 o el 5% de cara a este verano, lo que podría suponer perder casi dos millones de visitantes solo en ese periodo, para un sector, que parece frenar su 'locomotora'.

El Gobierno ya anticipó que la actividad turística no crecería tanto este año, si bien considera "aceptables" las cifras alcanzadas por el momento, ante la coyuntura actual que viven los países que son emisores naturales de turistas a España, y teniendo en cuenta el efecto de los flujos turísticos.

Las previsiones para 2012 prevén cerrar el año con 56,7 millones de turistas internacionales, un 0,2% más, y un aumento del gasto del 3,1%, hasta 54.400 millones, según el último informe Coyuntur, elaborado por el Instituto de Estudios Turísticos (IET).