El sector del cerdo ibérico de Castilla y León contra “los intereses de los señoritos andaluces”

La Junta, todas las asociaciones y colectivos implicados han mandado una carta al Ministro con el fin de que les envĂ­e una propuesta en firme y tenga en cuenta las propuestas realizadas

Los principales colectivos implicados en la producción, industrialización y comercialización del cerdo ibÊrico en la provincia de Ávila, y en Castilla y León, muestran su rechazo ante los cambios en la normativa que se pretenden realizar desde el Ministerio de Agricultura y que benefician únicamente al sector en Andalucía.

En la provincia de Ávila, la zona mås afectada serå de colindante con la provincia de Salamanca, es decir, la comarca de Barco-Piedrahita. Con la modificación de la norma sólo en nuestra provincia podrían verse afectadas 15 industrias del sector y 300 puestos de trabajo.

Los cambios que se pretenden introducir desde el Ministerio son principalmente dos:

  • Por un lado el aumento de la pureza racial del ganado: en la actualidad las explotaciones trabajan con una pureza del 50%, que se da sobre todo en las hembras que se cruzan con otro tipo de cerdos, los duroc, pero que dan un producto de mĂĄxima calidad. Los cambios pretenden que se implante una pureza del 75%, lo cual es totalmente inasumible en Castilla y LeĂłn.
  • Eliminar el nĂşmero de animales y proceder a la extensificaciĂłn: la nueva normativa quiere que el ganado estĂŠ los 2 Ăşltimos meses en la dehesa, lo que supone una “barbaridad”, segĂşn palabras de los afectados, por la pĂŠrdida de kilos de los animales y por la extensiĂłn exigida que es de una hectĂĄrea para 15 animales, y Castilla y LeĂłn carece de ese espacio en dehesa.

Para los representantes de UPA-COAG esta nueva legislación “no cuenta con el consenso del sector en Castilla y León, ya que sólo favorece a las grandes empresas y a los “señoritos” andaluces. Con ella desaparecería la industria de Castilla y León especialmente en Salamanca. En Ávila la repercusión sería muy fuerte, afectando a 15 industrias y 100 explotaciones que dan trabajo a unas 300 personas. Afectando sobre todo a los jóvenes que han decidido dedicarse a la ganadería y todavía están en fase de consolidación de sus proyectos, muchos de ellos con deudas.”

En la actualidad Castilla y LeĂłn es la comunidad que cuenta con un mayor nĂşmero de cerdos ibĂŠricos 920.000, seguida de Extremadura con 800.000, AndalucĂ­a con 460.000 y Castilla la Mancha con 260.000. Pero el Ministerio favorece a AndalucĂ­a con el fin de que vuelva a los datos del aĂąo 2008, cuando contaba con 1.200.000 animales.

Además, según UPA-COAG, “El Ministro cuando estuvo en Ávila, ocultó su posición, y no habló del conflicto establecido. Se ha convertido con sus acciones en el mayor enemigo de la ganadería; y no estamos dispuestos  a que esta norma desmantele todo el sector. Además, de acusarle de favorecer intereses personas”.

Según los representantes de UPA-COAG “hay  que decidir que en la actualidad este sector es rentable y carece de subvenciones, además de mantener unos niveles de calidad muy altos, siendo bastante competitivos. Y pedimos que si es necesario se hagan más inspecciones y se sancione al que incumple la norma, pero que no se cambie””.

El pasado 31 de julio desde la ConsejerĂ­a de Agricultura de Castilla y LeĂłn se mandĂł una carta al Ministerio, firmada por todas las asociaciones y colectivos implicados, para que a mediados de septiembre el Ministerio presente su propuesta formal y que sean tenidas en cuentas sus reivindicaciones.