El recordman mundial de altura, Javier Sotomayor, nacionalizado español

Continúa en vigor su excepcional salto de 2,45 metros logrado en las salmantinas pistas del Helmántico en 1993.

Javier Sotomayor, ya retirado de la competición, está considerado como el mejor saltador de altura de todos los tiempos y desde el pasado viernes día 24 cuenta con nacionalidad española.

 

El Consejo de Ministros ha concedido la nacionalidad española por carta de naturaleza al cubano, nacido en Limonar (Cuba) el 13 de octubre de 1967, que es el actual plusmarquista mundial tanto en pista cubierta (2,43), como al aire libre (2,45), además de campeón olímpico en Barcelona 1992 con un salto de 2,34 metros y plata en Sydney 2000.

 

Además adornan su palmarés dos campeonatos mundiales en Stuttgart 1993 y Atenas 1997 al aire libre, y cuatro en pista cubierta, Budapest 1989, donde batió el récord mundial, Toronto 1993, Barcelona 1995 y Maebashi 1999.

 

Sotomayor tiene su nombre íntimamente ligado a Salamanca, donde superó el récord mundial en dos ocasiones: 2,43 y 2,45 -aún vigente en 1993-, siendo el único saltador de altura en la historia que ha superado la barrera anglosajona de los 8 pies.

 

Sotomayor es el saltador que más veces ha franqueado el listón por encima de 2,40 en la historia, en un total de 17 ocasiones.

 

Se retiró tras la temporada del 2001, donde disputó los Mundiales de Edmonton en Canadá, en donde solo pudo ser cuarto.