El Real Madrid repite su receta casera ante el Espanyol

Los jugadores celebran uno de los goles

El conjunto madridista le endosa otro 6-0 a su rival con 'hat-trick' Cristiano Ronaldo.

 

FICHA TÉCNICA.


REAL MADRID: Navas; Carvajal, Ramos, Varane, Marcelo; Modric (Jesé, min.63), Kroos (Casemiro, min.69), Isco; James, Benzema (Lucas Vázquez, min.74) y Cristiano.

ESPANYOL: Arlauskis; Javi López, Roco, Álvaro, R.Duarte (Fuentes, min.46); Hernán Pérez, Diop, Víctor Sánchez (Abraham, min.57), Sevilla (O.Duarte, min.46); Jordán y Sylla.

GOLES.

1-0, minuto 7. Benzema.

2-0, minuto 12. Cristiano, de penalti.

3-0, minuto 16. James.

4-0, minuto 45. Cristiano.

5-0, minuto 81. Cristiano.

6-0, minuto 87. Óscar Duarte en propia puerta.

ÁRBITRO: Hernández Hernández (C.Las Palmas). Amonestó a Casemiro (min.84) por el Real Madrid. Y a Hernán Pérez (min.12), Diop (min.36), Sylla (min.42), Álvaro (min.77) en el Espanyol.

ESTADIO: Santiago Bernabéu.

El Real Madrid exhibió de nuevo su poderío como local tras golear este domingo por 6-0 al Espanyol en el Santiago Bernabéu, donde ofreció la versión que bajo el mando de Zinédine Zidane ya había aplicado al Deportivo de La Coruña y el Sporting de Gijón, con un primer cuarto de hora demoledor que arrolló a un rival otra vez zarandeado como en Cornellá-El Prat en septiembre.

Apenas hubo partido en el coliseo blanco. El conjunto madridista repitió la receta de sus últimos partidos al amparo de su público, lejos de la más timorata y sin su exuberancia goleadora que arrastra en sus últimas salidas como visitante, y el equipo de Constantin Galca, demasiado endeble en su puesta en escena, nada pudo hacer, llevándose otra media docena de goles como le sucedió en su feudo.

El marcador del Bernabéu reflejaba ya un claro 3-0 al cuarto de hora, producto de una salida impetuosa y arrolladora de los madridistas, una vez más con el acierto del enrachado Karim Benzema, que mantiene su idilio con el gol, y con la versión también casera de Cristiano Ronaldo. El equipo blanquiazul, demasiado mermado en su parte ofensiva por las bajas de Caicedo, Gerard y Marco Asensio, nunca tuvo argumentos para frenar a su rival, y cuando tuvo ocasiones, no las supo sacar partido.

La puesta en escena del Real Madrid fue similar a la que dispuso ante el Sporting de Gijón. El aluvión ofensivo que encerró al Espanyol se confirmó en el 1-0 a los siete minutos, después de que Benzema cabecease a la red un buen centro de un James Rodríguez más ágil y acertado que el pasado domingo en el Benito Villamarín.

Antes del gol del francés, el equipo de Zidane ya había gozado de tres buenas ocasiones ante la portería del debutante Arlauskis, sustituto de Pau López pese a llegar esta semana. El portero lituano tampoco pudo hacer nada poco después en el penalti de Roco a Cristiano, tras una buena maniobra de '9' del portugués, y menos cuando el disparo de James tocaba en Diop y lo desviaba a su portería.

Con 3-0, el Real Madrid bajó un tanto el pistón, con los visitantes poniendo algo más de intensidad en sus acciones para frenar el juego local. Tan sólo Hernán Pérez intentaba llevar peligro y velocidad en un equipo que gozó de escasas ocasiones. Sylla, justo después del tanto de Benzema, hizo intervenir a un Keylor Navas, que sólo tuvo que volver a aparecer en estos primeros 45 minutos en el tramo final para tapar un remate con poca fe de Salva Sevilla cuando este lo tenía todo a su favor.

El error del centrocampista andaluz provocó además el contragolpe del conjunto blanco y la jugada, justo antes del pitido del final de la primera parte, del 4-0, una buena maniobra individual de Cristiano, una vez más logrando ver puerta ante su público para olvidar la mala racha que está atravesando a domicilio.

CASEMIRO Y LUCAS VÁZQUEZ SE ESTRENAN CON ZIDANE

La segunda mitad no comenzó como la primera. El Real Madrid continuó más relajado por la contundencia del marcador, algo que también se repetía del partido ante el Sporting, donde los segundos 45 minutos no tuvieron el brillo de los primeros. El Espanyol, pese a los cambios, no amenazaba y Zidane aprovechaba para dar descanso a Modric y que el público recompensara al croata con una sonora ovación.

El equipo madridista continuó gozando de ocasiones para amargar más el debut de Arlauskis, mientras que 'Zizou' seguía aprovechando la placidez del choque para dar minutos a menos habituales como un Casemiro que, tras la marcha de Rafa Benítez, como Lucas Vázquez, había desaparecido. El mediocentro brasileño dio aire a Kroos, y poco después el extremo tuvo su oportunidad en lugar de Benzema.

Keylor Navas y Cristiano fueron los que más tensión mantuvieron. El costarricense se esmeró en dejar su portería a cero en los escasos intentos del Espanyol, mientras que el de Madeira seguía con su 'voracidad' habitual, firmando un 'hat-trick' tras cabecear un buen pase de Jesé y hacer su octavo gol al Espanyol esta campaña. Óscar Duarte, otro debutante como Arlauskis, ponía el definitivo y duro 6-0 en propia puerta.