El Real Ávila rompe con las buenas sensaciones y cae en casa frente al Almazán

Un momento del partido disputado entre el Real Ávila y el Almazán. / Foto: Antonio S. Sánchez

El conjunto encarnado volvió a sufrir el nerviosismo y la falta confianza de anteriores partidos, jugo desordenado y cayó por 0-2 ante un cojunto soriano que tuvo un partido cómodo, pero que también demostró por qué está arriba en la clasificación peleando por el playoff. Dos goles en la primera mitad sentenció a los abulenses, antes de una segunda sin ningún aliciente.

Frenazo del Real Ávila en su carrera hacia la salvación, con una derrota por 0-2 ante el Almazán, que demostró en el Adolfo Suárez las razones que le han colocado entre los mejores de la liga.

 

Nada más comenzar le partido el Almazán dispuso de varias aproximaciones con peligro, que deribaron en el minuto 15 en un buen centro al segundo palo que cabeceaba Rubén para poner por delante a los sorianos ante un Real Ávila que no encontraba su juego de los últimos encuentros.

 

Reaccionaron los locales y en el 27 Zaka rozó el empate con un disparo desde dentro del área que acabó en córner. El equipo encarnado mandaba en el juego pero las ocasiones no acababan de llegar, y en una jugada aislada en un córner el linier interpretó como penalti un golpeo de Josito sobre un rival, que Rubén materializaba en el 0-2 en el 37, resultado con el que se llegaba al descanso.


Nata entró por Vitolo en el arranque de la segunda mitad y poco después Kilian y Josito dejaban sus puestos a Rony y a Álex en una clara apuesta ofensiva del técnico abulense, Toni Ayala, que, no obstante, no se tradujo en una mejora del equipo, que no pudo superar el buen planteamiento de los sorianos, que apenas concedieron ocasiones.

 

Al final, derrota del Ávila, que tiene peor sabor de boca si cabe teniendo que cuenta que esta jornada ha puntuado uno sus rivales directos en la zona baja de la clasificación, el Villa de Simancas, que ha ganado a La Bañeza y empata a 19 puntos con La Granja, próximo rival, en el primero de dos partidos fuera de casa, frente a los segovianos y el CD La Virgen del Camino. El conjunto abulense se mantiene colista con 17 puntos, a ocho puntos de la Cebrereña, que es quien marca la línea de la salvación.

 

REACCIONES POST PARTIDO

 

El entrenador del Real Ávila, Toni Ayala, ha destacado del encuentro que "no salimos enchufados, no hemos salido metidos desde el primer minuto, hemos estado fríos y relajados", lo que ha supuesto que, según el canario, "hemos vuelto al nerviosismo otra vez y el equipo no se ha mostrado con confianza” y por eso, ha añadido, "no hemos estado como equipo y es muy complicado jugar de esta manera. No estoy satisfecho y toca seguir para adelante e ir a la Granja a ganar en un choque vital”, porque, ha concluido, "sigo confiando en este equipo, está capacitado para ganar 15 ó 16 partidos”.

 

Por su parte, el entrenador del Almazán, Luis de Miguel, ha destacado que “la disciplina y el esfuerzo de mi equipo ha hecho que nos llevemos estos tres puntos tan importantes”, y ha destacado como clave del partido que "hemos marcado pronto y eso junto con la presión que tiene el Real Ávila, nos ha permitido jugar más cómodos, a ellos les ha pasado factura y apenas han tirado a puerta”.