El "primer aldabonazo" del invierno se hará notar desde el martes, con bajadas de temperatura de hasta 8 grados

"La percepción que tendrá la gente es de que el invierno ha entrado" señalan desde la Agencia Estatal de Meteorología
MADRID, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -  

El "primer aldabonazo" del invierno se hará notar a partir del próximo martes, con bajadas de temperaturas de entre cinco y ocho grados y una reducción de la cota de nieve hasta los 900 metros en algunos sitios, según ha adelantado a Europa Press el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Alejandro Lomas.
  

"La percepción que tendrá la gente es de que el invierno ha entrado", ha señalado Lomas, quien ha indicado que hasta ahora, a pesar de que "ha habido algún momento de más frío" el tiempo se había mantenido en "los valores propios del otoño", debido a que no había entrado una borrasca "de la intensidad" que se espera para la semana que viene.
  

La llegada del frío vendrá provocado por la llegada de una borrasca "más propiamente invernal" del norte que se centrará sobre en la Península y se irá moviendo "muy lentamente hacia el mediterráneo, con bajada de temperaturas y precipitaciones, sobre todo en la zona cantábrica", con la consiguiente bajada de cota de nieve en zonas de montaña.
  

De cara al fin de semana, "no se esperan cambios muy drásticos" de temperatura, aunque sí vientos fuertes y precipitaciones débiles a moderadas en la mitad occidental peninsular debido a otra borrasca, "más templada", que llega desde el oeste de Portugal y atravesará la Península de oeste a este.
  

Así, hay aviso de viento a partir de este sábado en "buena parte de Galicia, toda Asturias, casi toda zona cantábrica y parte de león". En zonas como el oeste de Galicia, norte de Lugo y la zona de Picos de Europa estos vientos podrán superar los 100 kilómetros por hora.
 

También en Canarias se esperan vientos fuertes debido a que parte de esta masa de aire que entra desde el Atlático se descolgará hacia el sur, por lo que está previsto que a últimas horas del sábado y primeras horas del domingo se produzcan viento y lluvias de intensidad fuerte en algunos puntos de las islas Canarias.
  

Así, se esperan vientos muy fuertes con rachas de hasta 90 o 110 km/hora en las islas occidentales a partir de la madrugada del domingo 25, por lo que AEMET ha activado avisos naranjas en dichas zonas, y avisos amarillos en el resto del archipiélago con rachas de 70 km/hora.   

El estado de la mar se verá muy afectado por el paso de la borrasca. En las zonas costeras de las islas occidentales se esperan olas de 4 a 6 metros (mar gruesa) con áreas de mar arbolada, más de 6 metros, al noroeste de La Palma. También se esperan precipitaciones intensas en todo el archipiélago con intensidades de 15 mm en 1 hora y acumulaciones de 60 mm en 12 horas a lo largo del episodio. Esta situación tenderá a remitir, probablemente, a últimas horas del lunes día 26.

Un otoño 'húmedo'

En cuanto al déficit hidrico, desde el 1 de octubre --fecha en que comenzó el año hidrologico-- hasta el 20 de noviembre, se han recogido 187 litros por metro cuadrado, un 61 por ciento más que el valor normal. "Está siendo un otoño humedo, afortunamanete", ha señalado Lomas.    De hecho, las cantidades de precipataciones acumuladas son superiores al cien por cien a los valores normales "en casi todos los sitios" y superan el 165 por ciento en la mitad sur peninsular, en gran parte del archipielago canario, sur de Mallorca, zonas de la meseta norte y cuenca del Ebro. La excepción a esta situación está en Galicia, zona del cantábrico, norte de Castilla y León, Lanzarote y Fuerteventura, en donde los valores están "ligeramente por debajo de lo normal".