El president Mas... está decidido a hacer la Consulta Soberanista y llegar hasta donde haga falta

Mas ha insistido en que su voluntad es celebrar una consulta legal y acordada con el Estado pese a la negativa del jefe del Ejecutivo a esta posibilidad.

El presidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas, ha mostrado este miércoles su determinación de convocar la consulta soberanista para el próximo 9 de noviembre y ha señalado que, si es declarada ilegal por el Tribunal Constitucional, el proceso entrará en una nueva fase, "quizá la última".

 

En su comparecencia tras la reunión mantenida con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en el Palacio de la Moncloa, Mas ha insistido en que su voluntad es celebrar una consulta legal y acordada con el Estado pese a la negativa del jefe del Ejecutivo a esta posibilidad.

 

 

Así, ha asegurado que convocará esa cita a las urnas tanto si hay acuerdo con el Estado como si no lo hay y ha reconocido que, en este último caso, el Gobierno lo recurriría ante el Tribunal Constitucional. "Si nos obstaculizan el 9 de noviembre desde el punto de vista legal entraremos en otra fase, pero ahora no la voy a comentar", ha señalado.

   

Un hombre ha interrumpido al grito de 'Visca España' la rueda de prensa que ha ofrecido en Madrid el presidente de la Generalitat.

   

Por su parte, el presidente del Gobierno ha reiterado al presidente de la Generalitat que la consulta soberanista es "ilegal" y que, por tanto, "ni se puede celebrar, ni se va a celebrar".

   

El diputado de la CUP en el Parlament, David Fernández, ha instado al presidente de la Generalitat, Artur Mas, a consensuar un escenario de "desobediencia" si el Tribunal Constitucional (TC) tumba la nueva ley catalana de consultas que la cámara catalana quiere aprobar tras el verano.

   

Por su parte, el líder de C's, Albert Rivera, ha asegurado que la reunión "no ha servido para nada", y ha cuestionado que el mandatario catalán haya planteado 23 medidas que no guardan relación con la consulta sin haberlas debatido antes en el Parlament.