El PP rechaza en el Congreso una propuesta socialista para que maltratadas no paguen tasas por divorciarse

El Congreso pide al Gobierno incorporar más datos sobre los huérfanos por esta lacra social en la Delegación del Gobierno de Violencia
El Congreso pide al Gobierno incorporar más datos sobre los huérfanos por esta lacra social en la Delegación del Gobierno de Violencia

MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

El PP ha rechazado en el Congreso uno de los puntos contenidos en la proposición no de ley del PSOE que pedía que las víctimas de violencia machista fueran eximidas del pago de las tasas por plantear una demanda de separación o divorcio a sus maltratadores, que desde la semana pasada hay que abonar a raíz de la entrada en vigor de la nueva Ley de Tasas Judiciales.

Se trata de una proposición no de ley que la socialista Ángeles Álvarez ha defendido ante el Pleno del Congreso puesto que las víctimas de violencia de género estaban exentas hasta ahora de cualquier pago tanto en los procesos penales como en los civiles y, con la entrada en vigor de la Ley de Tasas, tendrán que pagar aquellas relativas al orden civil.

Así las cosas, Álvarez pedía explícitamente en la iniciativa al Gobierno que "declarase la exención objetiva de la tasas para la interposición de demanda y presentación de ulteriores recursos en todos los procedimientos civiles que se tramiten ante los Juzgados de Violencia sobre la Mujer, de conformidad con el artículo 87.ter.2 de la Ley Orgánica del Poder Judicial".

Este artículo establece que los Juzgados de Violencia sobre la Mujer podrán conocer en el orden civil, en todo caso de conformidad con los procedimientos y recursos previstos en la Ley de Enjuiciamiento Civil, de los asuntos de filiación, maternidad y paternidad; de nulidad del matrimonio, separación y divorcio; aquellos que versen sobre relaciones paterno filiales; los que tengan por objeto la adopción o modificación de medidas de trascendencia familiar; aquellos que versen exclusivamente sobre guarda y custodia de menores, o sobre alimentos reclamados por un progenitor contra el otro en nombre de los hijos menores, entre otros.

En su argumentación, Álvarez recordaba que en 2010, de los 80 huérfanos víctimas de la violencia de género, 40 eran menores. Con todo ello, ha criticado a los 'populares' porque en lo que va de legislatura el PP ha deshecho a su juicio todo lo conseguido hasta ahora.

"El consenso lo rompen ustedes con sus recortes y tasas que pondrán en riesgo a las mujeres víctimas de violencia y a sus hijos. En un año sólo han hecho anuncios tras anuncios y no sé si vamos a tener que demandarles por publicidad engañosa. Voten estas 12 medidas y no se conviertan en una medida más del catálogo de dificultades que las mujeres encuentran para combatir la violencia", ha solicitado al PP.

PUNTOS DE ENCUENTRO

Eso sí, el arco parlamentario, ha aceptado dos de los doce puntos recogidos en la iniciativa socialista. En primer lugar, incorporar en las bases estadísticas de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género los indicadores que permitan conocer el número de niños menores y jóvenes que han sido víctimas de esta violencia, incluyendo aquellos datos o circunstancias relacionadas como las de orfandad, nivel socioeconómico, socioeducativo, el régimen de tutela o cualquier otra especificación adicional que complemente y permita precisar adecuadamente el perfil de las citadas víctimas.

Además, el Congreso ha aceptado instar al Gobierno a promover en los órganos de cooperación con las comunidades autónomas la aplicación y desarrollo normativo de estas medidas de forma que se asegure su efectividad, atendiendo a las competencias de las diferentes administraciones.

ENMIENDAS DE CIU y PP, RECHAZADAS

A esta iniciativa tanto CiU como el propio PP habían presentado sendas enmiendas, que han sido rechazadas. Desde el lado nacionalista catalán, Lourdes Ciuró, cree que esta iniciativa podía llegar a atender a las secuelas psicológicas de los hijos víctimas de esta lacra social.

A su juicio, no son meros testigos de la violencia machista los menores y serlo puede desembocar en malos comportamientos. "Siempre he reivindicado el modelo catalán que considera a los menores objetos de la propia ley y por ello se les aplica la prevención de la propia ley. En concreto, les declara víctimas directas, individualizadas e independientes en la ley", ha sentenciado.

Desde el PP, Silvia Heredia ha criticado que el PSOE en la anterior legislatura recortó 1,5 millones de los Presupuestos para la protección de los menores, además de que en la legislatura se rechazaron todas las iniciativas 'populares' para proteger a los menores víctimas de violencia de género. "Señora Álvarez se le ha olvidado decir por qué ahora sí le interesa defender a los menores y no antes. Por mi condición de mujer y gitana creo firmemente que no es una tarea fácil", ha apuntado.

"LOS TESTIGOS INVISIBLES DE LA VIOLENCIA"

Por su parte, Emilio Olabarría, del PNV, ha dicho que los hijos que asisten a episodios de violencia de género son los "testigos invisibles" de esta lacra, a la vez que ha criticado el incremento de 167 por ciento de las tasas para aquellas víctimas de violencia machista que quieran separarse o divorciarse. "Invoco al consenso en la materia. Hablar de pacto de Estado es una extravagancia pero no intentar aproximar posturas, respetando a las comunidades autónomas", ha concluido.

Mientras, Irene Lozano, de UPyD, opina que el Gobierno debería recapacitar sobre la protección de esos 40 menores huérfanos víctimas de violencia de género y que se les proteja de los recortes. Entre otras consecuencias ha hecho referencia por ejemplo a la anorexia, a la ansiedad, a la ira, el aislamiento, la depresión, la baja autoestima, el trastorno de apego, el retraso en el lenguaje, conductas autodestructivas.

Por parte de IU-ICV-CHA, Ascensión de las Heras cree que la excusa de la crisis está sirviendo al PP para recortar en derechos sociales y por eso considera que el Gobierno debe dar un giro de 180 grados a sus políticas y apostar por un pacto de Estado sin instrumentalización partidista.

"Los niños padecen secuelas irreversibles y es urgente e imprescindible medidas paliativas. Hoy no existen recursos para la atención de estos niños y es necesario que se desarrollen medidas contra la violencia de género", ha defendido.