El porcino ibérico... dos años en lo más alto

Los cochinos en intensivo y extensivo (ahora de cebo de campo y cebo) por la nueva Norma acumulan dos ejercicios sin conocer lo que significa una bajada de su precio.

 

 

EL IBÉRICO, EN CIFRAS

 

INTENSIVO - CEBO DE CAMPO: 30 enero 2012: 1,24 euros / kilo. 3 de febrero 2014: 2,51 euros / kilo.

 

EXTENSIVO - CEBO: 30 enero 2012: 1,32 euros / kilo. 3 de febrero 2014: 2,45 euros / kilo.

El porcino ibérico sigue de récord... y ni ganaderos ni industriales se atreven a establecer el fin de esta anómala situación que refrendan y apoyan los números. Así, estos indican que los conchinos en intensivo y extensivo (ahora de cebo de campo y cebo por la nueva Norma de Calidad) destacan que ambas clasificaciones acumulan la friolera de dos años sin sufrir ninguna cotización a la baja.

 

Y es que los datos de la Lonja Provincial reflejan que desde enero el 30 de enero de 2012 hasta el 3 de febrero de 2014, estos animales solo han contado con subidas o repeticiones de precios cada una de las semanas de cotización en la Lonja Provincial de Salamanca, aumentando sen más del doble su valor inicial.

 

De este modo, los cochinos en intensivo, ahora de cebo de campo han pasado de cotizar a 1,24 euros / kilo a los 2,51 euros de la actualidad, mientras que los de extensivo, ahora de cebo, han pasado de 1,32 a 2,45 euros / kilo ante la impotencia de los industriales y la satisfacción de los ganaderos que ya pasaron 'las de Caín' años atrás cuando los cochinos bajaron su cotización por debajo de un euro.

 

¿A qué se debe este hecho? Pues a las leyes del mercado, que nunca engañan ya que la escasez de animales, con una reducción del censo de la mitad a tenor de los datos de sacrificios en los mataderos, provoca un aumento del precio por  la dificultad de encontrar ganado por parte de los industriales. Si la situación del mercado cambia, entonces el precio de los cochinos caerá en picado.

 

Además, se da la circunstancia de que el sector ha entrado en la actualidad en una fase de estabilidad, que los ganaderos califican "con signo positivo" y los industriales con "signo negativo", pero lo cierto es que desde el pasado 21 de octubre de 2013, el precio de los cochinos de cebo de campo y de cebo no ha variado, acumulando ya 15 semanas con el mismo valor.